La Sanidad pública madrileña, entre las mejores de Europa

  • “Casi 80.000 profesionales cuidan de nuestra salud: uno de cada 46 madrileños en activo trabaja en el sector” | Dreamstime
    “Casi 80.000 profesionales cuidan de nuestra salud: uno de cada 46 madrileños en activo trabaja en el sector” | Dreamstime

Tiempo de lectura 4 min.

20 de mayo de 2019. 16:18h

Comentada
Eduardo Raboso.  20/5/2019

EDUARDO RABOSO/ Jefe del Servicio de Otorrinolaringología del Hospital La Princesa (Madrid)

Decía Esquilo que la verdad es la primera víctima de las guerras y probablemente esta máxima es aplicable a todo periodo electoral. El votante es asaltado por un ejército de opinadores que defienden enfáticamente sus puntos de vista, exhibiendo escasos datos, tan sólo los que avalan sus proclamas, mientras ocultan cuidadosamente los que no les interesa divulgar. Desde esta perspectiva, los que hemos dedicado nuestras vidas a cuidar de la salud de los madrileños, observamos con una mezcla de indignación y agravio cómo la máquina propagandística de la izquierda intenta frenéticamente vender a los votantes que la Sanidad pública madrileña es un desastre, cuando la realidad resulta totalmente diferente. Hoy en día, la Sanidad pública de Madrid está reconocida internacionalmente como una de las mejores de Europa («Health Care Index 2018») y sus hospitales están considerados entre los mejores de España. Contra los intentos de manipulación no hay mejor vacuna que aportar datos objetivos con los que los madrileños puedan formarse su propio criterio y desde esta tribuna quisiera aportar unos pocos particularmente significativos. Así, la Sanidad pública de Madrid se financia con más del 40% del presupuesto de la comunidad y eso supone 8.106 millones de euros, un crecimiento de 817 millones respecto a 2015.

Cabe recordar que es una suma superior a los presupuestos generales de muchos países. Contamos con 34 hospitales, de los cuales 12 han sido construidos por el Gobierno del Partido Popular, que también ha abierto más de 80 de los 430 centros de atención primaria. Sólo en 2018 se realizaron 47 millones de consultas en atención primaria, 521.000 ingresos, 449.238 operaciones y 2.961.054 pruebas diagnósticas. Los diferentes servicios de urgencias atendieron a más de cinco millones de pacientes. La espera quirúrgica actual es la más baja de España con 47 días, la mitad de la media nacional, que es de 93 días. Los madrileños cuentan con programas de detección del cáncer de mama y de colon, así como numerosos programas asistenciales en Pediatría, Geriatría y Salud Mental entre muchos otros.

La Sanidad madrileña es líder nacional en número de trasplantes, centros de referencia nacional e investigación biomédica. Asimismo, está en la vanguardia científica en lo que se refiere a tecnologías como la cirugía robótica y tratamientos ultramodernos contra el cáncer como la terapia CAR-T. Todo ello hace que sus ciudadanos tengan la segunda mejor esperanza de vida del mundo, después de los japoneses. Y todo esto dentro en un entorno de libre elección de médico y especialista, que es la envidia de las demás comunidades, y con un área única sin barreras de circulación para los pacientes. Pero ante todo no podemos dejar de rendir homenaje a los casi 80.000 magníficos profesionales que cuidan día y noche de nuestra salud; uno de cada 46 madrileños en activo trabaja para la Sanidad pública; cuando el Gobierno popular asumió las competencias hace 17 años, sólo contaba con 46.000 efectivos. Y así podríamos seguir con una larga lista de datos en los que la Sanidad pública madrileña es invariablemente líder nacional e internacional. Las sombras de la mentira desaparecen bajo la luz de los hechos.

Preguntémonos si preferiríamos ser tratados de una enfermedad grave en cualquier otra autonomía, en especial las gobernadas por el PSOE. Si la respuesta es no, quizá sea el momento de reconocer con nuestro voto la gran gestión sanitaria realizada en Madrid por el gobierno del Partido Popular durante todos estos años.

Últimas noticias