Salud

Mil menores españoles viven con una ostomía

Nace la primera Guía de Atención Integral al Niño Ostomizado que pretende homogeneizar el cuidado de estos pacientes

Nace la primera Guía de Atención Integral al Niño Ostomizado que pretende homogeneizar el cuidado de estos pacientes

De los 70.000 pacientes que viven cada día conectados a una bolsa para deshacerse de las heces y la orina, un millar son niños. Este pequeño porcentaje del total de ostomizados requiere una atención especial y por ello, «para homogeneizar los cuidados y dotar de la mayor calidad de vida a los pequeños hemos creado una guía que reúna con rigor científico toda la experiencia de un grupo de profesionales que atendemos esta problemática en las consultas», explica Ester Sánchez, coautora de la guía, enfermera de la Unidad de Fracaso Intestinal Infantil en el Hospital La Paz de Madrid y vocal de la Sociedad Española de Enfermería en Cirugía.

Estos cuidados estandarizados son cada día más necesarios, si se tiene en cuenta que algunas de las causas de la ostomía en la infancia han aumentado en los últimos años, como el nacimiento de grandes prematuros en (partos anteriores a la semana 28 de embarazo). De acuerdo con los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), cada año se registran en España entre 27.000 y 29.000 partos prematuros, lo que supone más del 6% del total de alumbramientos en nuestro país.

Por todo ello, un grupo de trabajo de enfermeras pediátricas de hospitales públicos de Madrid, Barcelona y Castellón ha elaborado la primera «Guía de Atención Integral al Niño Ostomizado» dirigida a las familias y personal de enfermería, con el objetivo de estandarizar los cuidados y dar formación e información a las personas que necesiten resolver dudas. «Contamos con el aval de sociedades científicas y sus profesionales y de la única asociación de pacientes que los representa (NUPA)», subraya Sánchez. El documento recoge en 160 páginas unas indicaciones sobre ostomía en Pediatría, así como los tipos de estoma, su descripción y los cuidados y precauciones que se deben tomar. También se incluyen consejos sobre la preparación y capacitación del cuidador principal del niño ostomizado y un apartado sobre eventuales complicaciones. Del mismo modo, la guía adjunta un glosario con los términos específicos para facilitar la comprensión del escrito.