Un nuevo dispositivo evita embolias en pacientes con fibrilación auricular

Un estudio internacional concluye que Ultraseal se asocia a una elevada tasa de éxito del implante y una incidencia muy baja de complicaciones

  • ULTRASEAL
    ULTRASEAL

Tiempo de lectura 4 min.

04 de diciembre de 2018. 19:40h

Comentada
Eva S. Corada Madrid. 4/12/2018

Un estudio internacional que se ha realizado en 15 hospitales canadienses y europeos y en el que han participado pacientes del Centro Médico Teknon y el Hospital El Pilar, con un nuevo dispositivo para la fibrilación auricular concluye que su uso se asocia a una elevada tasa de éxito del implante y una incidencia muy baja de complicaciones.

En concreto, y como explica Juli Carballo, cardiólogo del Instituto del Corazón Teknon-Grupo Quirónsalud, el dispositivo, denominado Ultraseal, «ha funcionado muy bien. En el 97% de los casos, se ha implantado con éxito con una migración del dispositivo prácticamente nula y un porcentaje bajísimo de sangrado y/o perforación durante el procedimiento. Además los pacientes presentaron una muy baja incidencia de trombosis o embolismos secundarios tras la implantación». El trabajo ha sido publicado en la revista «Journal of the American College of Cardiology» (JACC, Cardiovascular Interventions).

La fibrilación auricular es una arritmia extremadamente frecuente cuya incidencia aumenta con la edad. «Esta arritmia se caracteriza por la pérdida del ritmo normal del corazón (ritmo sinusal) y la aparición de un ritmo rápido y desordenado (irregular) –explica Carballo–, sean cuáles sean los síntomas, desde no percibir nada hasta sensación de ahogo, mareo, palpitaciones, esta patología comporta riesgo de embolia ya que la sangre se remansa al entrar la orejuela facilitando la formación de trombos en su interior. La migración de uno de estos trombos al torrente circulatorio es la que da lugar a la embolia cerebral (ictus) o en otra parte del cuerpo provocando un déficit circulatorio con secuelas como embolia de extremidad superior con dolor, frialdad o impotencia funcional».

Para evitar la formación de coágulos, los pacientes con fibrilación auricular se medican con anticoagulantes. Sin embargo, existen pacientes que han presentado una hemorragia grave o corren alto riesgo de padecerla, en los que el tratamiento anticoagulante está contraindicado. «En este grupo de pacientes –afirma el cardiólogo del Instituto del Corazón Teknon– se encuentra indicado el cierre de orejuela izquierda, una técnica que se viene realizando de manera progresiva en los últimos años. El objetivo es cerrar con un dispositivo la entrada de sangre en la orejuela, de manera que la sangre no entra, no se remansa y por tanto no se podrán formar coágulos».

Ultraseal es uno de los dispositivos existentes en el mercado para el cierre de orejuela izquierda en pacientes con riesgo embólico y que tienen contraindicada la anticoagulación por riesgo hemorrágico alto. «Sus ventajas, a nuestro juicio, radican en ser un dispositivo suave, poco agresivo para una estructura tan delicada como la orejuela izquierda, se permite por ello una implantación más profunda, mayor sobredimensión que facilita también la estabilidad del dispositivo, es articulado con lo cual se adapta fácilmente a las múltiples anatomías que puede presentar la orejuela izquierda, permite ser recuperado y reimplantado en numerosas ocasiones hasta encontrar un posicionamiento óptimo y, finalmente, promueve la endotelización rápida», asegura Carballo.

La intervención

Su implantación requiere, en la mayoría de los grupos, anestesia general breve, una punción venosa femoral, ecocardiograma transesofágico o ecografía intravascular concomitante, punción transeptal guiada por una de estas técnicas y una vez ubicado el introductor por el que avanzara el dispositivo hasta la aurícula y orejuela, se procede ya a su liberación en la orejuela. El intervencionismo puede quedar realizado según sea la dificultad del caso en una hora. La cantidad de contraste que puede requerirse durante el procedimiento es escasa. De no acontecer complicaciones, los pacientes suelen abandonar el hospital en 24/48 horas.

ULTRASEAL

-El tamaño del dispositivo oscila entre los 16 y los 32 milímetros del lóbulo (parte del dispositivo que sirve para el anclaje) y el disco, que cierra el orificio de entrada a la orejuela, seis milímetros mayor que cada eventual tamaño del lóbulo.

-Se trata de un dispositivo de tipo lóbulo-disco, que se ubica en el cuello o cuerpo de la orejuela izquierda, donde queda anclado por tamaño y la acción de unos microganchos.

-Su objetivo es que el dispositivo no se mueva, que quede anclado. El disco cierra la entrada de sangre a la orejuela izquierda.

Últimas noticias