Buscar empleo en la España digital

Por Joaquín Danvila

Muchos son los expertos que avisan sobre la situación económica que vive y sobre todo que vivirá nuestro país en los próximos años en materia de empleo. Todos estamos de acuerdo en que los tiempos cambian, y en este caso nos damos cuenta de que siempre ha habido cambios, pero quizás ahora se estén produciendo de una manera mucho más acelerada. Lo novedoso no es pues la etapa de cambio en la que vivimos, sino la velocidad a la que los cambios se están produciendo.

Ante esta situación, al mercado laboral actual, se le van sumando cada año las nuevas generaciones, que tras su etapa de formación inicial, se incorporan a un mercado cambiante para buscar sus primeros empleos.

Todos coincidimos en que las nuevas profesiones demandan nuevos perfiles, proclamamos con seguridad que el entorno laboral será muy diferente al que conocemos hoy en el corto plazo, automatismos, digitalización, robots...pero pese a estar convencidos de ello, aún tenemos cierta inercia a la hora de movernos laboralmente con los métodos tradicionales, con formaciones históricamente demandadas y con los canales que tuvieron éxito en el pasado.

La digitalización ha llegado, a nuestra vida, a nuestras empresas, a nuestros canales de comunicación y, cómo no, al mercado laboral y a la búsqueda de empleo.

El nuevo entorno digital no sólo requiere formación en el uso de las nuevas tecnologías, sino una formación que refuerce los conocimientos adquiridos con el desarrollo de habilidades y las capacidades para enfrentarse a situaciones prácticas en el nuevo entorno digital.

Son importantes la huella digital, el perfil en redes sociales, el networking... pero sobre todo, es necesario saber utilizar todo ello.

Caminamos hacia un mercado laboral donde es importante la marca personal, las habilidades de comunicación, el desenvolvimiento en los canales sociales y el desarrollo de capacidades como el trabajo en equipo, la resiliencia, la orientación a resultados, la sencillez, la humildad, la capacidad analítica o el pensamiento continuo en un compañerismo profesional basado en el ganar-ganar.

Hacen falta profesionales preparados para este entorno, el mercado demanda perfiles capaces de resolver situaciones actuales, con formación práctica y a la vez con habilidades útiles.

Habilidades complementarias a una formación que, cada día más, requiere conocimientos de negocio y a la vez de tecnología, pero donde la diferencia entre profesionales, suele encontrarse en las habilidades profesionales... y en la actitud.