Una decena de ríos pone en situación de alarma 17 puntos de la Comunidad, con especial atención en la comarca de Benavente

La CHD recomienda precaución por la tendencia al crecimiento de caudal en el Carrión, Arlanza y Pisuerga, en las provincias de Palencia, Burgos y Valladolid

Río Adaja desbordado a su paso por la ciudad de Ávila.
Foto: Ricardo Muñoz
Río Adaja desbordado a su paso por la ciudad de Ávila. Foto: Ricardo MuñozRicardo Munoz - www.rmestudios.comIcal

Una decena de ríos pone en situación de alarma a estas horas 17 puntos o estaciones de afoto de la Comunidad, con especial atención en la comarca de Benavente-Los Valles, en la parte baja donde confluyen el Órbigo y el Esla y muy cerca del Cea, que han notado importantes incrementos de caudal en las últimas horas. La Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) pidió precaución también por la tendencia al crecimiento de caudal en el Carrión, Arlanza y Pisuerga, en las provincias de Palencia, Burgos y Valladolid. Además, se suman 31 estaciones de aforo en situación de alerta. La mayor parte de ellas corresponden a los mismos ríos.

En este sentido, se encuentran en alarma el río Esla, en Villómar y Benamariel, en León, y en Bretó, en Zamora; el Órbigo, en Cebrones del Río (León), y en Manganeses de la Polvorosa y Santa Cristina de la Polvorosa (Zamora); el Cea, en Sahagún (León); el Arlanza, en Salas de los Infantes y Peral de Arlanza (Burgos); el Bernesga, en León capital; el Carrión, en las estaciones de Celadilla del Río y Villoldo (Palencia); el Pisuerga, en Salinas de Pisuerga y Cordovilla (Palencia); el Riaza, en Languilla (Segovia); el río Tuerto, en San Félix de la Vega (León); y el Valdavia, en Abia de las Torres (Palencia).

Precisamente, la agresividad de los ríos en determinados puntos causa también a estas horas complicaciones en carreteras, en algunos casos con el cierre de las mismas. Así, se encuentra cerrada, en Burgos, la CL-629, en Sotopalacios, por la crecida de los ríos Ubierna y de la Hoz; en Palencia, la P-412, en Cordovilla, por las inundaciones provocadas por el Pisuerga; la SG-V-9111, en Grajera (Segovia), y la CM-512, en Fresno-Alhándiga (Salamanca), a causa del desbordamiento de arroyos cercanos en ambos casos.

Además, en la provincia de León son varias las vías cortadas: la LE-412, en Villaquejida, y LE-511, en Toral de los Guzmanes, en ambos casos localidades por las que transita el Esla; la LE-213, en Villasabariego, junto al río Porma y al lado de Puente Villarente; la LE-413, en La Nora del Río, por la crecida del Órbigo; en la cercana LE-8506, en Alija del Infantado, por la afectación del mismo río; y la CL-626, en Sena de Luna, por el incremento de caudal del Luna.

Por último, otra de las provincias más afectadas es Valladolid, principalmente en el norte de la misma. Así, la DGT mantiene cerradas a estas horas, por la subida del río Cea, la VP-4017, en Melgar de Arriba; la VP-4019, en Melgar de Abajo; la VP-4019, en Monasterio de Vega; la VA-932, en Saelices de Mayorga; y la VA-542, en Mayorga.