Los temporeros inmigrantes, una opción a estudiar para fijar población

El vicepresidente de la Junta, Francisco Igea, ve con buenos ojos que se ponga en marcha un plan de trabajo que ofrezca a este colectivo establecerse de forma permanente en Castilla y León, coordinados por las distintas campañas de recogida en el campo

El vicepresidente, portavoz y consejero de Transparencia Francisco Igea, se reúne con representantes de asociaciones de personas migrantes y de los centros de información al trabajador extranjero de CCOO
El vicepresidente, portavoz y consejero de Transparencia Francisco Igea, se reúne con representantes de asociaciones de personas migrantes y de los centros de información al trabajador extranjero de CCOOWellington Dos Santos PereiraLa Razón

Dirigentes de CCOO y representantes de las asociaciones que trabajan en Castilla y León con la población extranjera han trasladado al Gobierno regional un documento con más de medio de centenar de propuestas para mejorar la calidad de vida e integración social y laboral de este colectivo en la Comunidad.

Entre ellas, se encuentra la puesta en marcha de un plan de trabajo con los migrantes temporeros que vienen a Castilla y León a trabajar en el campo que, según el sindicato CCOO, «evitaría el abuso de muchos empresarios que incumplen la normativa y ni siquiera les dan un techo en el que dormir», además de que ayudaría a fijar población. De hecho, la propuesta incluye aparte de un mayor control en las contrataciones y mejores condiciones laborales y salariales, la posibilidad de que puedan establecerse de forma permanente en esta Región aunque sea de manera flotante entre varias provincias en función de la campaña de recogida de cosechas en la actividad agraria. «No es mala idea», aseguraba el vicepresidente de la Junta, Francisco Igea, sobre esta medida, mientras avanzaba la creación de un grupo de trabajo entre varias consejerías para tal fin.

Esperanza contra la despoblación

Las asociaciones de inmigrantes trasladaban también su inquietud al vicepresidente por el aumento de la xenofobia que dicen haber detectado hacia ellos y desde algunas formaciones políticas «que tratan de hacer ver la inmigración quita el empleo a los españoles», decía Vicente Andrés, secretario regional de CCOO, quien pedía a la Junta que ponga en marcha una campaña de sensibilización que contrarreste estos mensajes. Igea recogía el guante de estas y otras medidas, para mejorar en la integración de los migrantes «porque son casi nuestra única esperanza contra la despoblación». Al respecto, el vicepresidente de la Junta aseguraba que Castilla y León «ha sido y es una tierra de acogida», y por ello se comprometía a reforzar las acciones que consigan integrar a este colectivo, pero también y sobre todo a atraer a nueva población foránea «que dé futuro a esta Región».

Igea insiste en «facilitar» los mapas rurales

Por otra parte, y pese a las críticas socialistas, el vicepresidente Francisco Igea insiste en cambiar la mayoría de dos tercios necesaria en las Cortes para facilitar la aprobación de los mapas rurales y concluir la Ley de Ordenación del Territorio. «El cambio es factible y así remitirá el proyecto de Ley al legislativo en 2020», señala.