Gran acogida en Salamanca al preestreno de «Dehesa. El bosque del lince ibérico»

El documental saldrá a los cines el próximo 27 de marzo

Tras dos años y medio de paciente y riguroso rodaje, el teatro Unicaja de la ciudad de Salamanca era testigo ayer de uno de los momentos más esperados: el preestreno oficial a nivel nacional de la películadocumental «Dehesa. El bosque del lince ibérico», del naturalista Joaquín Gutiérrez Acha, que llegará alos cines el 27 de este mes.

El largometraje, que cierra una trilogía junto a «Cantábrico», «Guadalquivir» también dedicada a la biodiversidad natural de la península y que ha tenido rodaje en Los Pedroches, Cardeña-Montoro y la ciudad de Córdoba, traslada al espectador la gran desconocida de la península ibérica: la dehesa.

Un bosque de encinas y alcornoques donde se concentran las especies más exclusivas de la fauna ibérica: cigüeñas negras, buitres negros, linces ibéricos, águilas imperiales, son solo algunas de las más representativas. Es más, los dos últimos, el lince ibérico y águila imperial, no existen en ningún otro lugar del mundo, son endémicas de la Península Ibérica. El preestreno, organizadopor Wanda Films, la Junta de Castilla y León y la Diputación de Salamanca tenía una gran acogida de público y crítica.

El director Gutiérrez Acha explicaba que se ha querido rodar la dehesa en el momento en el que el hombre se va, "que es cuando los momentos tranquilos se pueden convertir en verdaderos campos de batalla” de la fauna de este ecosistema.

"El objetivo es llegar a todo el máximo público posible en los cines porque para proteger la dehesa hay que amarla, y para amarla, hay que conocerla”, destacaba, por su parte, el productor de la película, José María Morales, quien explicaba que se ha pretendido también con esta película dar a conocer un modelo forestal y agrícola "impresionante”.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, definía a Castilla y León como un «paradigma» del medio natural, con el territorio con más superficie forestal de Europa, junto con Laponia, con 2,4 millones de hecta, aseguraba que el hombre actual tiene la misión de saber trasladar a las futuras generaciones el legado que se ha recibido de los antepasados, pero en el mejor estado posible.

Por su parte, el consejero de Cultura, Javier Ortega, también presente, reafirmaba la apuesta de la Junta por convertir a esta Comunidad en un territorio de rodaje así como por impulsar la «Film Commision», en los próximos presupuestos.

Junto a los dos consejeros, acudió al estreno mundial de ‘Dehesa, el bosque del lince ibérico’ el presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias, quien recordaba que en este ecosistema salmantino “se ha sustanciado una forma de vivir, una cultura, que se puede ver en el film” y que aúna “riqueza medioambiental, fauna y flora y el modo de vivir de las personas de la dehesa”, que no es ya solo “espacio de pasado, sino de presente y futuro”.