Mercaolid Valladolid detecta problemas en la llegada de frutas y hortalizas

El centro de distribución también ve caídas en las entradas de pescados y carnes y se prepara para un lunes de intensa actividad

Entrada de Mercaolid en Valladolid
Entrada de Mercaolid en Valladolidmir_ical | Ical (nombre del dueño)

Mercaolid, uno de los mayores centros de distribución de productos alimentarios de Castilla y León, se prepara para un lunes de mucha actividad, tras el parón de los días festivos de Semana Santa. Además, esta jornada llega tras otros tres días de un gran volumen de entradas y ventas, sobre todo, de frutas y hortalizas, un mercado en el que ya se registran los primeros problemas de suministro de productos.

El gerente de Mercaolid, Javier Pastor, explicó en declaraciones a Ical que auguran un lunes complicado, si bien los efectos del coronavirus Covid-19 en la distribución de alimentos les ha hecho adaptarse a un ritmo de ventas inusual y que se asemeja a los días de Navidad, en los que se disparan las compras para las cenas y comidas con familiares y amigos.

“La actividad ha sido semifrenética”, confiesa el responsable de Mercaolid que señala que son días “de locura”, a los que han comenzado a acostumbrarse. Espera que el lunes, tras la Semana Santa, vuelvan a repetirse las jornadas de más trabajo. De hecho, por ejemplo, en las frutas y hortalizas las entradas han sido un 15 por ciento superior a otros días anteriores.

En estos productos, reconoció el directivo de este centro alimentario, se está produciendo ya algún problema de “aprovisionamiento”, que se debe a las dificultades existentes en origen para la recogida. Esto, indicó, afecta especialmente a los cítricos y a determinadas hortalizas ante las dificultades para llevar a cabo la campaña de recolección en el este peninsular y la zona de invernaderos y huerta española.

También han notado un incremento en la llegada de compradores de otras provincias -excepto León y -Salamanca- limítrofes a Valladolid, donde destaca que Mercaolid tiene cierta influencia. Sin embargo, insistió en que existen “todas las garantías del mundo” sobre el abastecimiento y apeló a que se realicen compras racionales, sobre todo, de los productos perecederos.

En el caso del pescado, tras el amarre por el cierre del sector hostelero, los precios han subido y la oferta de productos es menor. También en la carne el ovino y caprino, dijo, sufren los efectos de la menor demanda, mientras el pollo mantiene precios y el porcino los rebaja, por el menor consumo de China, y el vacuno conserva sus ventas en general, salvo en piezas “nobles”, como son el lomo y el solomillo.

Seguridad alimentaria

Por otra parte, el gerente de Mercaolid destacó las medidas internas implementadas por este centro de distribución de Valladolid, en el que subrayó la desinfección intensa de los diferentes espacios, así como la utilización de mascarillas y guantes por parte del millar de personas que se mueven por sus instalaciones. Además, han impuesto el distanciamiento de dos metros para evitar contagios, que de momento no se han producido.

También destacó que han colocado ges hidroalcohólicos para que puedan ser utilizados en diferentes puntos y añadió que se ha reforzado la limpieza de aseos y barandillas.