Las licencias de caza y pesca se pueden obtener con el DNI a través de Internet

La Junta habilita una web para facilitar el trámite, sobre todo a los mayores para que no tengan que desplazarse

Un pescador en un río de Castilla y LeónIcal

La Junta de Castilla y León, a través de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, que dirige Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha mejorado los servicios disponibles en su Sede Electrónica para que cualquier ciudadano pueda obtener su licencia de caza o de pesca en la Comunidad simplemente con el DNI y sin tener que desplazarse a los Servicios Territoriales de Medio Ambiente.

La gran novedad es que la web facilita a las personas mayores de 60 o 65 años que cumplan unos requisitos de residencia en Castilla y León e ingresos mínimos la obtención de licencias gratuitas desde su propia casa, evitando las molestias que para estos colectivos suponía desplazarse a las capitales provinciales o las oficinas de información al ciudadano y tener que adaptarse a los horarios de atención al público. Además de la comodidad de no desplazarse, el servicio tiene la ventaja de que está disponible las 24 horas al día, los 7 días de la semana.

Comprendiendo las limitaciones tecnológicas que para algunos ciudadanos puede suponer el no disponer de certificados digitales, el trámite para obtener la licencia se ha simplificado de tal manera que bastará con tener en la mano un DNI convencional.

El sistema solo requiere la identificación mediante nombre y apellidos, fecha de nacimiento, y un número que aparece en todos los DNI, que se llama IDESP, y que figura en la parte delantera de este documento. Para garantizar la seguridad de la información, el sistema lanza una consulta a la base de datos de la Dirección General de la Policía, de manera que el ciudadano no tiene que presentar ni adjuntar ningún documento acreditativo.

El sistema está teniendo ya una excelente acogida, puesto que en los pocos días que lleva en funcionamiento se han emitido más de 100 licencias gratuitas para personas mayores.

Teniendo en cuenta que en Castilla y León existen más de 60.000 licencias exentas de pago, cuyo período de vigencia es de cinco años, a lo largo de 2020 solo se habían renovado 2.741 licencias de este tipo, lo que supone una reducción próxima al 50 por ciento con respecto al dato registrado en 2019 en el mismo periodo, con un total de 5.615 renovaciones.

Las limitaciones a la movilidad y al ejercicio de la caza y de la pesca provocadas por la Covid-19 han podido influir en ello, pero, llegado el momento en los que estas actividades ya están permitidas, desde la Junta de Castilla y León se ha trabajado intensamente en la puesta en marcha del servicio web ante la previsión de una avalancha de renovaciones que se producirán en las próximas semanas.

Podrán beneficiarse de este servicio los residentes en Castilla y León, cuya base imponible total menos el mínimo personal y familiar del sujeto pasivo de la tasa no supere los 18.900 euros en tributación individual o 31.500 euros en tributación conjunta, y que además cumplan una o más de las siguientes condiciones:

a) Ser mayor de 65 años.

b) Ser mayor de 60 años y beneficiario del sistema público de pensiones.

c) Acreditar un grado de discapacidad mayor del 65 por ciento

El servicio está disponible en la web www.jcyl.es y www.tramitacastillayleon.jcyl.es , en el apartado de “licencias de caza y pesca”, y en las próximas semanas se dispondrá un acceso con número de licencia, para el caso de personas que ya disfrutaban de licencia en Castilla y León y les toca o bien renovar su licencia exenta o bien, por cumplir los requisitos de edad, residencia y renta, pasar a cumplir condiciones de exenta.