La Junta incluye Aranda de Duero (Burgos) en su mapa de las zonas en sospecha de transmisión comunitaria del Covid-19

El vicepresidente, Francisco Igea, asegura que “no está demostrada, pero sí una alta incidencia acumulada en relación con los brotes conocidos”

Las dos zonas básicas de la localidad burgalesa de Aranda de Duero (Aranda Norte y Aranda Sur) se encuentran en estos momentos bajo sospecha de transmisión comunitaria de acuerdo con el criterio establecido por la Dirección General de Salud Pública, según recoge el mapa de la web de la Junta de Castilla y León que analiza la evolución de la pandemia en la Comunidad. Entre ambas zonas básicas de salud acumulan 62 positivos por Covid-19 en las últimas jornadas, y presentan tasas de 23,42 personas con PCR positiva por cada 10.000 habitantes en el caso de Aranda Norte, y de 9,89 personas por cada 10.000 habitantes en el caso de Aranda Sur. 

El vicepresidente de la Junta, Francisco Igea, precisó a través de su cuenta personal en Twitter que “en Aranda no está demostrada transmisión comunitaria pero sí una alta incidencia acumulada en relación con los brotes conocidos”, y por ello aseguró que “es necesario extremar la prudencia en este momento”.

La Consejería de Sanidad, por el momento, no ha solicitado autorización judicial para aplicar medidas de contención en el municipio burgalés, como sí lo hizo hoy mismo en el caso de la zona básica de salud de Íscar (Valladolid), donde el ratio de contagios se sitúa en 37,04 personas por cada 10.000 habitantes y en la tarde de hoy el jugado de guardia confirmó la autorización para confinar Íscar y Pedrajas de San Esteban durante 14 días a partir de la publicación mañana en el Bocyl de la orden de medidas de contención. Sin embargo, fuentes del Gobierno regional confirmaron a Ical que no descartan hacerlo en función de la evolución del rebrote detectado en Aranda.

36 zonas básicas de salud, en cifras moderadas

En el resto de la Comunidad, ascienden a 36 las zonas básicas de salud que presentan un ratio de contagios de más de 2,5 personas por cada 10.000 habitantes. León es la provincia menos afectada, con una única zona de salud por encima de ese umbral, la de Matallana de Torío, mientras que Burgos suma nueve territorios por encima de estas cifras.

En la provincia burgalesa, la situación más preocupante se centra en las dos zonas básicas de salud de Aranda de Duero, aunque también observan la evolución en el área de Aranda Rural. En el norte de la provincia también están afectadas las zonas de Miranda Este y Villarcayo, mientras que en las cercanías de la capital son seis las zonas que más preocupan: San Agustín, García Lorca, Gamonal Las Torres, Ignacio López Sáiz, Burgos Rural Norte y Burgos Rural Sur.

Por su parte, en Valladolid la situación más crítica se vive en el área de Íscar, aunque también preocupa el número de contagios detectados en las zonas de salud de Cigales, Tudela o Tordesillas, así como en Delicias II, en la capital provincial.

Entre las provincias más afectadas, Soria destaca con un gran número de zonas de salud en niveles superiores a los cinco contagios por cada 10.000 habitantes. Esa situación se da en las zonas de Almazán, San Esteban de Gormaz, San Pedro Manrique, Soria Rural y en las dos zonas básicas de la capital. También preocupa el positivo detectado en la zona de San Leonardo Yagüe, que eleva el ratio por encima del nivel indicado.

En el área rural de Salamanca sólo mantiene por encima de esas cifras a la zona básica de Béjar, con una tasa de 3,11 positivos por cada 10.000 habitantes. En la capital provincial, las zonas Garrido Norte y Universidad Centro también superan ese nivel, con un total de 14 positivos en la última semana.

En la provincia palentina, son tres las zonas que más preocupan: la de Baltanas, la de Carrión de los Condes y la de Palencia Rural, con tasas cercanas a los cinco positivos por cada 10.000 habitantes. Por su parte, la provincia de Zamora, que ayer se mantenía como el único territorio de la Comunidad con todas sus zonas básicas de salud en niveles mínimos, suma hoy cinco zonas en las que los contagios superan el umbral indicado. Se trata de Puebla de Sanabria, Mombuey, La Guareña, Benavente Norte y Zamora Sur.

En Ávila, sólo las zonas básicas de salud de Cebreros y Villacastín, ésta última compartida con el territorio de Segovia, se encuentran en niveles moderados de contagio, en torno a los tres casos por cada 10.000 personas. Más allá de la zona de Villacastín, en el territorio segoviano también preocupa la situación del área de Cuéllar, donde se detectaron seis positivos en la última semana y situada a pocos kilómetros de Íscar, y la de El Espinar, con otros cuatro contagiados en los últimos siete días.