Mea y patea un coche patrulla y junto a un acompañante agrede a tres policías en Burgos

En la última semana, la Guardia Civil de Castilla y León ha interpuesto 149 denuncias relacionadas con el ocio nocturno

A pesar de estar en una situación límite, continúa la irresponsabilidad ciudadana. Uno de los casos más llamativos sucedía la pasada noche en la ciudad de Burgos, como ha conformado la Policía Local en un twitter. Durante el control de cierre de establecimientos, un hombre orinaba y pateaba un coche patrulla. Minutos después era localizado en la Plaza Mayor, y junto a un acompañante agredía y lesionaban a tres policías, siendo detenidos los agresores.

Y es que en la última semana, la Guardia Civil en Castilla y León ha interpuesto un total de 149 denuncias, todas ellas relacionadas con el ocio nocturno, pero sin contar aquellas que tienen que ver con el no uso de la mascarilla, según ha informado la delegación del Gobierno en un comunicado.

Salamanca es la provincia que más denuncias cuenta con 48, seguida de León con 28 y Palencia con 25.

Respecto a las denuncias, un total de 53 corresponden al consumo o tenencia de drogas en lugares, vías o establecimientos públicos; una veintena se debe al consumo de bebidas alcohólicas en la calle o transporte público: doce casos por falta de respeto a un miembro de las fuerzas y cuerpos de seguridad; diez por desórdenes en la calle; ocho por desobediencia y resistencia a la autoridad; siete por hacer caso omiso en el cierre de establecimientos y por portar armas, mientras que el resto corresponden a infracciones relativas a la sanidad y medio ambiente.