La iniciativa “A Santiago contra el Cáncer” completa los 170 kilómetros del Camino Olvidado en la provincia de León

La prueba recauda cerca de 300.000 euros en favor de la AECC desde sus inicios en el año 2011

Un total de 25 relevistas completaron este domingo una nueva edición de la iniciativa solidaria “A Santiago contra el Cáncer”, que cada año recauda dinero para la Asociación Española contra el Cáncer (AECC). Este año, los corredores quisieron destacar la belleza y el patrimonio del Camino Olvidado, que recorre la provincia desde que entra por Valcuende o Caminayo según sus dos variantes, hasta unirse al Francés en Cacabelos.

Varios alcaldes de las localidades por las que transcurre esta Ruta Jacobea alternativa, como el de La Robla, Santiago Dorado, o el de Igüeña, Alider Presa, aprovecharon el paso de los corredores para sumarse a la reivindicación que pide un reconocimiento oficial para este trazado. También quiso mostrar personalmente su apoyo a esta iniciativa el presidente de la Diputación leonesa, Eduardo Morán, que se acercó a dar la bienvenida a los corredores al término de su aventura.

En total, fueron 170 kilómetros, los que separan las localidades de Barrillos de las Arrimadas y Congosto, los que recorrieron los relevistas, que en esta segunda jornada aunque abandonaron esta alternativa para adentrarse en la Senda de Bas, en el entorno de Ponferrada, y rematar la aventura en el Museo de la Energía. A lo largo del recorrido tuvieron la ayuda del triatleta internacional originario de Vegacervera Kevin Viñuela, que cubrió los 170 kilómetros alternando tramos corriendo con otros en bicicleta en los que sirvió de aguador para los corredores.

A lo largo de 14 ediciones desde sus inicios en el año 2011, la iniciativa “A Santiago contra el Cáncer” ha recaudado cerca de 300.000 euros en favor de la AECC y ha servido para poner en valor las distintas alternativas de la Ruta Jacobea en la provincia, desde el tradicional Camino Francés a las variantes del Camino Antiguo, el Vadiniense, el de San Salvador o el de Lebaniego.