Óscar Puente municipalizará los aparcamientos públicos de Valladolid

El alcalde sigue los pasos que inició con el agua con el objetivo de que los beneficios “reviertan” después en los vecinos

Primero fue el servicio de agua y ahora los aparcamientos públicos. El Ayuntamiento de Valladolid tiene en proyecto la gestión municipal de todos los estacionamientos para vehículos que hay en la ciudad con el fin de que sus beneficios reviertan “en el erario público.

Así lo anunciaba este martes el alcalde de la capital del Pisuerga, el socialista Óscar Puente, durante una visita al aparcamiento disuasorio situado en la Feria de Muestras, donde explicaba que esta gestión municipal se realizaría a través de la denominada empresa de movilidad, en la que estaría incluida la sociedad Auvasa (Autobuses Urbanos de Valladolid), cuya primera actuación sería la construcción de una segunda planta en el aparcamiento público de Isabel la Católica, con fines disuasorios.

Además, apuntaba el primer edil que en sucesivas etapas y a medida que vayan venciendo las concesiones de explotación de esas infraestructuras, el Consistorio vallisoletano asumiría su gestión de forma progresiva.

En zona, que proyectó y remodeló el anterior alcalde, Francisco Javier León de la Riva, ha sido remozada ahora con una inversión aproximada de 150.000 euros que han servido para “actualizar” este espacio donde el aparcamiento matinal cuesta 1,30 euros y es gratuito si viajan dos personas en el mismo vehículo. “Se han subsanado varias deficiencias, entre ellas de arbolado, y ajardinado 5.000 nuevos metros”, explicaba Puente con el apoyo del concejal de Movilidad y Espacio Urbano, Luis Vélez.

El alcalde, por otra parte, negaba de forma rotunda la posibilidad de abrir aparcamientos gratuitos en el centro de la capital, ya que atentaría contra el proyecto de restringir el tráfico rodado en esta parte de la capital para evitar colapsos y excesos de contaminación. “Nuestra política de movilidad restrictiva es la de redistribuir el espacio urbano de una forma equitativa”, con especial preferencia para el peatón y el ciclista, informa Efe.

Cabalgatas y pingúinos, en al aire

Por otra parte, sobre las cabalgatas navideñas, el encendido de las luces de Navidad y el espectáculo de luz y color que en ediciones precedentes congregó hasta 20.000 personas en la Plaza Mayor, ha manifestado que este año “va a resultar complicado” debido a la pandemia.

La misma situación sanitaria e idéntico análisis ha formulado en relación con la concentración motorista invernal Pingüinos, pese a lo cual las reservas hoteleras durante los días previstos para su celebración (del 7 al 10 de enero) rozan el 65 por ciento, "que es música celestial en las actuales circunstancias”, decía. “La realidad está cambiando constantemente y tenemos que adaptarnos a ella”, ha resumido