Calles vacías y respeto al toque de queda en Castilla y León

El presidente Alfonso Fernández Mañueco asegura que “los castellanos y leoneses están a la altura de esta grave situación”

Toque de queda en la capital leonesa
Toque de queda en la capital leonesaCAMPILLO

Son las 22 horas del sábado 24 de octubre y las calles de Castilla y León se quedan vacías. Los castellanos y leoneses en una nueva muestra de responsabilidad se han ido a sus hogares respetando el toque de queda que ha ordenado la Junta para intentar reducir los niveles de contagio, que en esta jornada se volvieron a superar el récord de positivos con un total de 2.015 y 28 fallecimientos.

Ante la situación, el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, quiso agradecer a los ciudadanos su buen comportamiento, y en su perfil de la red social Twitter aseguró que “los castellanos y leoneses están a la altura de esta grave situación, cumpliendo el toque de queda que acaba de entrar en vigor para frenar al coronavirus. Gracias por vuestra responsabilidad, esfuerzo y colaboración. Unidos lo lograremos”.

En la misma línea el vicepresidente de la Junta, Francisco Igea, lanzó un mensaje en Twitter en la que también daba las “gracias a la ciudadanía por su comprensión. Gracias a todas las policías municipales, la Policía Nacional y la Guardia Civil por su colaboración y su incansable trabajo”.

Los diversos ayuntamientos, principalmente los de las capitales de provincia, han puesto en marcha importantes operativos policiales para controlar el toque de queda. Pero prácticamente no tuvieron que intervenir, salvo en pocas excepciones, ya que los únicos viandantes son gente que sale de su puesto de trabajo y alguno que se ha hecho el despistado.

GRAF7301. VALLADOLID.24/10/2020.- Un agente de la Policia Nacional controla los accesos de la Plaza Mayor de Valladolid durante el toque de queda impuesto por la Junta de Castilla y León debido al alto número de contagios de coronavirus en la Comunidad. EFE/NACHO GALLEGO
GRAF7301. VALLADOLID.24/10/2020.- Un agente de la Policia Nacional controla los accesos de la Plaza Mayor de Valladolid durante el toque de queda impuesto por la Junta de Castilla y León debido al alto número de contagios de coronavirus en la Comunidad. EFE/NACHO GALLEGONACHO GALLEGOEFE

Ese desierto urbano y rural se mantendrá hasta las 6 horas, que en esta ocasión durará una hora más, ya que a las 3:00 horas los relojes se retrasarán hasta las 2:00, por lo que en esta jornada el toque de queda será una hora más largo.

La medida preventiva del Gobierno regional se mantendrá durante los próximos 14 días con el objetivo de reducir los contagios en una segunda oleada, que comienza a ser incluso más peligrosa que la primera del mes de marzo.

Paciencia, responsabilidad y distancia social vuelven a ser las recetas que recomiendan las instancias sanitarias para intentar vencer a una pandemia que está siendo muy agresiva y se está llevando muchas vidas.

GRAF7275. VALLADOLID.24/10/2020.- Una camarera recoge la terraza de un bar en Valladolid momentos antes del inicio del toque de queda impuesto por la Junta de Castilla y León debido al alto número de contagios de coronavirus en la Comunidad. EFE/NACHO GALLEGO
GRAF7275. VALLADOLID.24/10/2020.- Una camarera recoge la terraza de un bar en Valladolid momentos antes del inicio del toque de queda impuesto por la Junta de Castilla y León debido al alto número de contagios de coronavirus en la Comunidad. EFE/NACHO GALLEGONACHO GALLEGOEFE

Restricciones

El toque de queda sólo permitirá a los castellanos y leoneses circular por vías y espacios públicos para la realización de las siguientes actividades, siempre de forma debidamente justificada:

• Adquisición de productos farmacéuticos y de primera necesidad.

• Asistencia a centros, servicios y establecimientos sanitarios.

• Desplazamiento al lugar de trabajo para efectuar su prestación laboral, profesional o empresarial.

• Asistencia y cuidado a mayores, menores, dependientes, personas con discapacidad o personas especialmente vulnerables.

• Por causa de fuerza mayor o situación de necesidad.

• Cualquier otra actividad de análoga naturaleza que habrá de hacerse individualmente, salvo que se acompañe a personas con discapacidad o por otra causa justificada.

• Retorno al lugar de residencia habitual, tras haber realizado las actividades anteriores.