Un joven vallisoletano de 13 años evita males mayores al avisar a la Policía de que tres personas ebrias iban en un coche

Los agentes les intercepta gracias a la advertencia

Control de alcoholemia de la Policía Local de ValladolidPolicía Valladolid

Mucha gente está poniendo en entredicho la actuación de los jóvenes durante esta pandemia. Por suerte no todos lo hacen de la misma manera, y demuestran su responsabilidad. Para muestra un botón. Un chico de 13 años vio desde el balcón de su casa como tres personas se metían en un coche ebrios y lo ponían en funcionamiento.

En esos momentos el joven no lo dudo un momento y dio aviso a la Policía Local, que por la rapidez en la que se les advirtió pudieron detenerlos y evitar males mayores. Por este motivo, los agentes agradecieron la actuación del chaval no se lo pensó ni un momento y actuó con responsabilidad.

No se puede decir lo mismo de otro joven de 21 años fue detenido el sábado por la noche tras ser pillado, junto a otros tres amigos, sin mascarilla, consumiendo alcohol en la calle, e incumpliendo el toque de queda que prohíbe estar en la vía pública después de las 10 de la noche, y que se encaró y golpeó a los agentes que le pidieron que se identificara.

El suceso ocurrió en torno pasadas las diez de la noche del pasado sábado en el barrio de las Delicias, cuando una pareja alertó a la policía municipal de que cuatro jóvenes se habían encarado con ellos cuando les habían hecho notar que no llevaban puesta la mascarilla, han explicado hoy a Efe fuentes de la policía municipal.

Tres de los jóvenes reconocieron que no cumplían con las medidas sin oponerse y el cuarto se negó a identificarse y empujó e incluso golpeó a los agentes, que requirieron refuerzos para proceder a su detención. Además de ser detenido por atentado a la autoridad, a todos se les ha denunciado por incumplir las medidas contra la Covid-19.