La Guardia Civil de Soria golpea de nuevo a la recogida y venta ilegal de níscalos

Tercera gran operación en apenas dos semanas y media, esta vez tras un control en la N-122 en Langa de Duero en el que la Benemérita se incauta de casi una tonelada y media de estos hongos

Operación Espora en Langa de Duero, Soria. SUB. GOBIERNO SORIA. 10/11/2020Servicio Ilustrado (Automático) SUB. GOBIERNO SORIA.

La Guardia Civil de Soria sabe que cuando llega el otoño comienza la recogida de setas y hongos, el producto estrella en los montes y pinares de la provincia, y uno de los sectores que más dinamiza las economías de los pueblos sorianos, pero que también corre el riesgo de sobrexplotación micológica debido a la recogida ilegal por parte de furtivos que, además, ponen en riesgo el medio ambiente con sus actuaciones ilegales.

Tal es así, que este 2020, marcado por la pandemia, está siendo especialmente fructífero para la Benemérita en este aspecto, que se está mostrando infranqueable e inexpugnable hasta el momento con tres grandes operaciones en las últimas dos semanas y media.

Y es que este martes ha vuelto a actuar de forma contundente contra la recogida y venta ilegal de níscalos. Agentes del Instituto Armado han parado en el kilómetro 245,4 de la carretera N-122, dentro del término municipal de Langa de Duero, a cinco vehículos y a su treintena de ocupantes, a los que aprehendió un total de 1.320 kilogramos de níscalos que fueron incautados y puestos a disposición de las autoridades.

Diez de los identificados se habían desplazado desde la vecina provincia de Zaragoza pese a la prohibición tanto de la Diputación General de Aragón como de la Junta de Castilla y León de atravesar los límites autonómicos para evitar la propagación del COVID-19.

Asimismo, de acuerdo a la regulación de la actividad micológica en Castilla y León, se procedió a la intervención de los cinco vehículos: cuatro furgonetas y un turismo, utilizados tanto para el transporte de las personas como de los níscalos. Estos vehículos han quedado en depósito.

Además, cinco de estas personas han sido denunciadas por transportar este producto sin la pertinente documentación acreditativa de la legalidad de esta práctica, de acuerdo con la normativa dimanada de la Junta de Castilla y León.

Antes de la operación de este martes, el pasado26 de octubre agentes de la Benemérita se incautaron de 580 kilogramos de níscalos en El Burgo de Osma y fueron identificadas 17 personas. Y el 22 de octubre fueron aprehendidos 140 kilogramos más y se denunció a otras seis personas en Torralba del Burgo.