Igea exige más recursos para no perder población

Castilla y León rechaza la Estrategia Nacional del Gobierno frente al Reto Demográfico

Francisco Igea junto a Antonio Calonge durante la reunión telemáticaJcyl

Castilla y León se ha mostrado en contra de la Estrategia Nacional frente al Reto Demográfico planteada en la tarde de ayer por el Gobierno de la nación a las Comunidades Autónomas. Un encuentro, presidido por la vicepresidenta y ministra Teresa Ribera, y que ha contado con la participación del vicepresidente y consejero de Transparencia, Ordenación del Territorio y Acción Exterior, Francisco Igea.

Una reunión que ha finalizado, y que ha sido «insuficiente y carente de concreción para los problemas que vive la Comunidad», según resaltaba Igea en un comunicado recogido por este periódico. El vicepresidente no se ha mostrado de acuerdo con dicha estrategia, por entender que carece de desarrollo.

En relación a a aspectos concretos, Igea apuntaba que entre los objetivos principales se omite el propósito de incrementar la población en España, y principalmente, como es el caso de Castilla y León, en aquellas áreas que mayor despoblación y dispersión sufren.

También ha resaltado la ausencia de mecanismos de financiación así como indicadores de evaluación o iniciativas de descentralización, entre otros asuntos destacados.

Para la Junta, y así lo recalcaba Igea, «resulta imprescindible la necesidad de cobertura por superficie e incorporar la terminología de prestación de servicios en el territorio y al territorio». En este sentido se ha referido a que sin cobertura de banda ancha no se puede fijar población ni facilitar la creación de empleo».

Asimismo, durante su intervención, ha demandado objetivos claros y que se deje de hablar de cobertura poblacional para hablar de cobertura del territorio, y esto es esencial en nuestra Comunidad», manifestaba.

Una consideración negativa del Gobierno autonómico a este documento presentado por el Gobierno de España que también se sustenta en que no recoge unas definiciones claras acerca de la terminología que condicionará la aplicación de las políticas públicas que se desarrollen en el futuro. Otra vez, desde la Comunidad se ha subrayado la necesidad de una fiscalidad ventajosa concreta, unas políticas fiscales que favorezcan el establecimiento de actividad económica, así como una ley de pequeños municipios que simplifique las trabas administrativas y que permita poder emprender con facilidad. «Hay que aprovechar la oportunidad que ha supuesto esta crisis en el mundo rural, en nuestro territorio y tenemos que avanzar en medidas claras», finalizaba.