La demanda de ayudas de urgencia social se dispara en Salamanca

El Ayuntamiento incrementa en un 115 por ciento el presupuesto asignado a esta materia para dar respuesta a las necesidades básicas

Visita del alcalde a las obras del nuevo vial del Hospital de Salamanca El alcalde, Carlos García Carbayo, visita las obras del nuevo vial del Hospital de SalamancaJES�S FORMIGO/ICALIcal

Durante el último año, el número de demandas recibidas en el Ayuntamiento de Salamanca para ayudas de urgencia social se han disparado hasta crecer un 90 por ciento debido principalmente a las consecuencias económicas y sociales de esta pandemia que parece no tener fin, según desvelaba este viernes la concejala de Familia e Igualdad de Oportunidades del Ayuntamiento de Salamanca, Ana Suárez, quien apuntaba que para dar respuesta a estas necesidades el Consistorio que preside el popular Carlos García Carbayo ha tenido que aumentar el presupuesto asignado a este apartado un 115 por ciento.

Durante este año 2020 y a consecuencia de la situación excepcional que se ha vivido, los grupos municipales aprobaron poner en marcha una línea específica de ayudas sociales a familias afectadas por la pandemia para el pago de alquileres o necesidades básicas. Una vez finalizado el proceso de valoración y tramitación de esta nueva línea, se contabilizaron 636 peticiones, de las cuales se resolvieron favorablemente 346, con un presupuesto total de 623.000 euros según las cifras publicadas por el Ayuntamiento.

El perfil de las personas demandantes de ayudas sociales experimentó un cambio en los últimos meses. Si antes de la crisis provocada por la pandemia el demandante tipo de servicios sociales tenía un perfil de alta vulnerabilidad económica y social, y estaba en grave riesgo de  exclusión social, en la actualidad se trata de perfiles en situación de vulnerabilidad económica coyuntural, siendo significativo el aumento de familias que hasta esta crisis tenían una situación económica estable, pero fruto de los cierres de negocios o pérdida de su puesto de trabajo, y tras agotar sus ahorros y recursos durante los últimos meses, han entrado en una situación de grave vulnerabilidad que compromete sus necesidades básicas.

Junto a estas ayudas excepcionales, se experimentó un incremento en las ayudas ordinarias de emergencia social respecto al año pasado, tanto en las tramitadas por los servicios sociales municipales como a través de los convenios de colaboración con entidades del tercer sector. En total, se produjo un incremento de un 90 por ciento en el número de solicitantes y de un 115 por ciento en el presupuesto dotado para dar cobertura a estas solicitudes.

De esta manera, las ayudas tramitadas por los servicios municipales de emergencia social  experimentaron un incremento respecto al año pasado del 65 por ciento en el número de demandantes y del 70 por ciento en su presupuesto.

Por otra parte, los convenios de colaboración con entidades del tercer sector para cubrir necesidades básicas y de alojamiento, fundamentalmente Cruz Roja, Cáritas y Banco de Alimentos, arrojaron un aumento del 65 por ciento de las necesidades presupuestarias.

En cuanto a las situaciones de personas sin hogar, el Ayuntamiento de Salamanca destinó un 20 por ciento más de recursos económicos para dar la respuesta necesaria al nuevo escenario que la pandemia ha dejado.

Obras del nuevo vial del Hospital de SalamancaJES�S FORMIGO/ICALIcal

Glorieta de loa Sanitarios

Por otro lado, el alcalde de Salamanca anunciaba también este viernes que el vial y la glorieta de acceso al nuevo Hospital Universitario de Salamanca se abrirán al tráfico de vehículos y de peatones el próximo miércoles, 25 de noviembre., quien especificaba que falta que concluyan algunos detalles pendientes, como remates en aceras, pintura de las marcas viales y las conexiones semafóricas.

Con esta obra se retomará la circulación normal en el paseo de San Vicente, incluida la de las líneas de autobús 4, 5, 6, 10 y 11, que se habían visto temporalmente afectadas en sus recorridos con motivo de las obras.

El alcalde visitaba los trabajos en compañía del gerente del Hospital, Luis Ángel González, y del concejal de Fomento, Daniel Llanos, donde ponía de relieve la inversión de más de 5,5 millones de euros, de los que la Junta de Castilla y León ha contribuido con algo más de 3,3.

“Esta infraestructura viene a vertebrar Salamanca de Este a Oeste y contribuirá a desahogar el tráfico en la Avenida de los Maristas”, destacaba García Carbayo, mientras hacía hincapié en que con la puesta en marcha de esta obra queda constancia del “compromiso mutuo del Ayuntamiento y de la Junta con una sanidad de calidad y del objetivo compartido de que el nuevo centro hospitalario, muy esperado por los salmantinos, esté abierto cuanto antes”.

García Carbayo recordaba, además, que el nombre del vial será ‘Paseo de la Transición Española’ y anunciaba que la glorieta de acceso al Hospital Universitario de Salamanca llevará por nombre ‘Glorieta de los Sanitarios’. Con este nombre, el alcalde salmantino apuntó que “el deseo del Ayuntamiento es hacer honor al espíritu de concordia y de consenso que nos ha permitido vivir los años de mayor progreso de nuestra historia reciente”, e insistió en que “hacemos un reconocimiento al trabajo comprometido, vocacional y entregado que todos los profesionales de la Sanidad demuestran día a día y especialmente en esta lucha sin cuartel contra el virus que tanto nos ha cambiado la vida”.

También apuntaba que se plantarán árboles en la zona ubicada frente al hospital, junto al parque botánico, en cuya plantación quiere contar con la participación de los profesionales del hospital “en señal de la fortaleza de nuestra Sanidad y de su futuro”.