La situación que había antes de la pandemia regresará en mayo o junio

Así lo cree el vicepresidente Igea, quien, sin embargo, llama a «no aflojar» pese a la mejoría mientras la consejera Casado confía en que la deseada inmunidad de grupo llegue en verano

Mercado de la Plaza de España de Valladolid
Mercado de la Plaza de España de ValladolidWellington Dos Santos Pereira

Pese al aumento de contagios de esta última semana en Castilla y León, derivada de la Semana Santa, este incremento está siendo muy lento (428 contagios ayer) y nada tiene que ver con la virulencia de los días posteriores a la Navidad, por lo que en la Junta son optimistas de cara al futuro.

De hecho, el vicepresidente de Castilla y León, Francisco Igea, aseguraba este viernes que si se mantiene el ritmo actual y la vacunación prosigue al alza, en mayo o junio la Comunidad regresará a la situación que había antes de que el coronavirus irrumpiera en nuestras vidas, en cuanto a la movilidad de los ciudadanos y la actividad sanitaria normal. Y es que aunque en este último caso se han recuperado en gran parte las operaciones y radiografías, en los centros de salud se mantiene aún la cita previa.

«Dependerá también del grado de inmunización de la población y de la presión hospitalaria, pero si se mantiene el ritmo actual creo que en mayo o junio se podrá retomar la situación previa a la pandemia», aseguraba. Si bien, Igea pedía prudencia y cautela a los ciudadanos y que «no aflojen» en esta recién llegada primavera «porque estamos en el buen camino y muy cerca de la orilla».

Verano: inmunidad de grupo

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, por su parte, destacaba el ritmo de vacunación de la Comunidad, que sigue siendo la región española que mayor porcentaje de población cuenta con las dos dosis (11,8 por ciento) con 247.407 personas inmunizadas. «Abril es el mes de la esperanza», decía Casado, mientras avanzaba que está previsto que Castilla y León reciba entre 450.000 y medio millón de dosis de vacunas de Pfizer antes de verano, de las cuales 220.000 lo harán en los próximos quince días, por lo que se mostraba confiada en llegar a la inmunidad de grupo este verano.

El propio presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, reivindicaba en su perfil personal de la red social Twitter el buen ritmo de vacunación existente en la Comunidad , donde destacaba, por ejemplo, las 33.000 dosis inoculadas en un solo día, el 1,37 por ciento de la población, durante la jornada de ayer. Un mensaje en el que aseguraba también, contundente que si el Gobierno de España proporciona las vacunas con regularidad, Castilla y León logrará la inmunidad de grupo en verano.

También se refería Casado en su comparecencia en la Comisión de Sanidad de las Cortes a la situación de las 89.600 personas de Castilla y León que han recibido la primera dosis de AstraZeneca y que no saben que va a ocurrir con la segunda ante las dudas con este suero en todo el mundo. Al respecto, la consejera aseguraba que tiene la impresión de que recibirán el segundo pinchazo «sin problemas».

Finalmente, pedía a Sánchez herramientas jurídicas ante el fin del estado de alarma el 9 de mayo, y aseguraba que lo que no afecte a los derechos fundamentales de las personas se mantendrá en el semáforo covid.

Si bien, apuntaba también que espera que todo esto se pueda cristalizar en una reunión de la Conferencia de Presidentes que, por cierto, Pedro Sánchez no convoca desde el pasado 31 de julio, y a la que varios jefes de Ejecutivos autonómicos le están instando para analizar los pasos en la lucha contra la pandemia a partir de mayo, entre ellos Fernández Mañueco, el de Castilla y León.