Emotivo recuerdo de los periodistas salmantinos a Roberto Fraile

Los compañeros del profesional asesinado en Burkina Faso guardan un sentido minuto de silencio

Trabajadores de La 8 Salamanca, guardan un minuto de silencio en su memoria
Trabajadores de La 8 Salamanca, guardan un minuto de silencio en su memoriaJMGARCIAEFE

La profesión periodística en Salamanca ha guardado este miércoles un sentido minuto de silencio por las muertes del reportero salmantino Roberto Fraile y su compañero periodista David Beriáin, asesinados en Burkina Faso mientras grababan un documental sobre la caza furtiva.

A las 10,45 horas, toda la plantilla de la que fue su casa durante más de 21 años, La 8 Salamanca, de Televisión Castilla y León, ha salido a la calle, a las puertas de la sede del medio de comunicación, en el salmantino barrio de Garrido para recordar a Roberto Fraile y todos sus compañeros y amigos han participado de un emotivo minuto de silencio.

A través de las redes sociales de La 8 Salamanca se ha definido a su compañero como la persona que perseguía una pasión, “por escarbar en esas historias que molestan, que muchos ponen mucho celo en que nunca vean la luz, pasión por la verdad, por ir y contarlo”.

Además, miembros de los medios de comunicación y gabinetes de prensa de Salamanca han recordado con un minuto de silencio al compañero y amigo a las puertas de sus redacciones y en los actos periodísticos que se han desarrollado en la capital salmantina.

Sus compañeros y amigos, de “Rober” como ellos le conocían, aseguraron a la Agencia Efe, que ya había recibido algún aviso, un toque de atención, como el que sufrió en el año 2012 cuando resultó herido en Alepo (Siria), cuando cubría el conflicto de Siria, de nuevo haciendo periodismo global.Pero no se paró. Tras regresar a Salamanca, pronto se desplazó a Centroamérica para entrar en cárceles guatemaltecas y hablar de las maras y más tarde se fue a recorrer el Amazonas.

SALAMANCA, 28/04/2021.- Trabajadores de La 8 Salamanca, donde trabajó el cámara Roberto Fraile, uno de los periodistas asesinados en Burkina Faso cuando se encontraba grabando un reportaje junto a David Beriain sobre la caza furtiva, guardan un minuto de silencio en su memoria, este miércoles. EFE/J.M.GARCIA FOTO: JMGARCIA EFE

La Asociación Salmantina de Periodistas (ASPE) le ha recordado, a través de sus redes sociales, como un periodista que “vivía para informar” y han destacado que en 2010 fue reconocido, junto a Francisco Gómez Bueno, con el I Premio Palacio de Garci Grande, por su reportaje televisivo sobre los 100 años de María Auxiliadora.

Francisco Gómez, periodista de La 8 Salamanca, amigo y compañero de Roberto Fraile, lo ha calificado de “un periodista excepcional, de raza, un reportero con pasión para ir a lugares donde no se quiere que haya periodistas.

”Roberto era una persona meticulosa, artesano de la imagen, con una mirada privilegiada, con una forma de mirar y entender el periodismo especial, que nos ha enseñado muchísimo. Deja aquí, en Salamanca, un verdadero magisterio de la manera de entender esta profesión, de dar voz a los que lo tienen muy difícil”, ha añadido Francisco Gómez.

Quienes lo conocían, hablan de él como de una “bellísima persona”, como aquel que “siempre estaba dispuesto a dar lo que se le pidiera”, como el compañero al que “pedirle un favor”. Amigo de sus amigos, de los cámaras, los fotógrafos y los periodistas, Rober siempre tuvo en mente a la televisión que le permitió volar, aquella Televisión Salamanca que después se convirtió en La 8 dentro de Castilla y León Televisión.

GRAF3798. SALAMANCA, 28/04/2021.- Trabajadores de La 8 Salamanca, donde trabajó el cámara Roberto Fraile, uno de los periodistas asesinados en Burkina Faso cuando se encontraba grabando un reportaje junto a David Beriain sobre la caza furtiva, tras guardar un minuto de silencio en su memoria, este miércoles. EFE/J.M.GARCIA FOTO: JMGARCIA EFE

Este cámara pasaba de grabar a políticos locales a desplazarse a los lugares más insospechados para hacer lo que el consideraba el periodismo de raza y para lo que no dudaba cogerse excedencias o incluso meses sin sueldo para poder realizar su pasión.

Hacía unos meses que dejó esta televisión local de Salamanca para afianzar su proyecto en este tipo de documentales, pero todavía se le podía ver paseando por Salamanca acompañando a sus dos hijos, una chica de 16 y un chico de 13.