Más formación digital para adaptarse a la demanda empresarial

Castilla y León desarrolla 1.200 cursos para formar a 20.000 alumnos

La consejera de Empleo e Industria de la Junta, Ana Carlota Amigo junto a Enrique Cabero, presenta "Digitalización y nuevos perfiles profesionales: el gran reto de Castilla y León'' en el programa de Audiencias activas del CES (Audaces)
La consejera de Empleo e Industria de la Junta, Ana Carlota Amigo junto a Enrique Cabero, presenta "Digitalización y nuevos perfiles profesionales: el gran reto de Castilla y León'' en el programa de Audiencias activas del CES (Audaces) FOTO: mir_ical Agencia ICAL

Hace falta más formación digital para adaptarse a la demanda empresarial en Castilla y León. Así lo ha vuelto a reiterar la consejera de Empleo e Industria, Ana Carlota Amigo, durante la presentación en la sede del Consejo Económico y Social (CES) del programa “Digitalización y nuevos perfiles profesionales: el gran reto de Castilla y León” que desarrolla en la actualidad un total de 1.200 cursos para la formación de 20.000 alumnos.

Por ello, la consejera ha confiado en mejorar la intermediación entre el Ecyl y los desempleados para que se puedan adaptar a las necesidades de las empresas de la Comunidad, ya que en la actualidad son muchos los sectores que cada vez encuentran más dificultades para contratar los perfiles que buscan.

La oferta formativa de la Junta se dirige a desempleados, trabajadores, empresas y autónomos, con una inversión en torno a 13 millones de euros, un compromiso que “va en la línea de los requisitos de la Unión Europea de digitalización y economía circular”.

“Los sectores vinculados a la formación y a los procesos de digitalización, y la aplicación de medidas de ciberseguridad necesitan trabajadores adecuadamente formados para que sean capaces de adaptarse y de impulsar los cambios”, ha resaltado Amigo, quien a su vez ha aprovechado para señalar que “además de mejorar su empleabilidad, facilitará el acceso al mercado laboral y su progresión profesional”.

Durante su alocución, Amigo subrayó que Castilla y León es una de las comunidades “más estables” en materia laboral, con “paz social y concertación del Diálogo Social y con la ayuda de entidades como el CES”. “Somos una comunidad amable para las empresas y los trabajadores, pero aún tenemos que trabajar porque tenemos 135.000 parados”, apuntó. A ello se suma además la presencia del Incibe en Castilla y León y un “hub” y que la Junta es “pionera en España en ayudas a las empresas para implementar digitalización e inteligencia artificial”.

La consejera fue recibida por el presidente del Consejo Económico y Social, Enrique Cabero, quien consideró “imprescindible” su presencia en el Programa Audaces y sostuvo que “hablar de digitalización y perfiles profesionales es importante para complementar y poder conjugar los perfiles laborales con las posibilidades de crecimiento económico de Castilla y León”. También apeló a la importante de “concretar” en el fondo de cada sector todo aquello que se puede digitalizar, un término que “últimamente se escucha mucho”.