Elecciones Castilla y León

Semana decisiva para el devenir de Castilla y León

El PP intensificará estos días sus reuniones para llegar a algún acuerdo que facilite la investidura de Fernández Mañueco

Mañueco e Isabel Blanco saludan a los miembros de Soria ¡Ya! durante la primera reunión que mantuvieron
Mañueco e Isabel Blanco saludan a los miembros de Soria ¡Ya! durante la primera reunión que mantuvieron FOTO: Rubén cacho Agencia ICAL

Castilla y León afronta una semana decisiva para su devenir, ante la constitución de las Cortes autonómicas el próximo jueves, que podría dar alguna pista más concreta sobre el estado de las negociaciones para conformar un Gobierno en la Comunidad.

El PP que la semana pasada finalizaba satisfecho la primera fase de las reuniones mantenidas para explorar las posibilidades, acotaba a Vox y Soria ¡Ya! principalmente , y menor medida a los leonesistas de la UPL si no si se deja a un lado la Región Leonesa, sus opciones de poder llegar a un acuerdo de gobernabilidad que, a su vez, permita a Fernández Mañueco gobernar en solitario con un programa de gobierno al que ha invitado a todos los partidos.

En estos días que restan hasta el jueves, los populares intensificarán sus reuniones que se vienen celebrando en secreto, con las manos libres y la mente abierta, en palabras de Mañueco, y con el único objetivo de conformar un Gobierno fuerte y estable, y si es en solitario mejor que mejor.

Si bien esta posibilidad, a día de hoy, parece la más complicada a tenor de lo que han venido diciendo unos y otros en estas semanas tras las elecciones del 13 de febrero. Por un lado, Vox, que es quien tiene la llave de Gobierno, insiste en que no acodará nada con el PP que no conlleve entrar en el Gobierno. Coincide con el PP en que hay que acordar un programa de legislatura pero García-Gallardo vincula el mismo a que el PP garantice que Vox formará parte del Ejecutivo. Lo uno va con lo otro.

Además, el candidato de Vox ha asegurado también que irán hasta el final con esta decisión, lo que abre la posibilidad de una repetición de elecciones que nadie quiere si el PP se mantiene firme también en gobernar en solitario, salvo que entre otra variante en juego, las más lejana, que es que el PSOE facilitara la investidura de Mañueco con una abstención.

Si bien, esta probabilidad parece que tiene pocos visos de que prospere por cuanto los socialistas exigen que el PP aísle a Vox y haga un cordón sanitario a los Santiago Abascal, pero no solo en Castilla y león, sino en toda España.

El candidato socialista, Luis Tudanca, aseguraba este domingo por la mañana antes de participar en el Comité Federal del PSOE que sigue abierto a negociar con el PP pero que para que ellos se abstengan su línea roja es aislar a Vox en todo el país.

«Si el PP quiere puede contar con el PSOE para evitar el pacto con Vox», apuntaba Tudanca, mientas señalaba que es su responsabilidad y la de su partido intentar que los de Abascal no entren en el Gobierno de Castilla y León. Pese a ello, también se mostraba convencido de que esto no va a ocurrir, porque ve al nuevo PP de Feijóo «prácticamente igual» que el de Pablo Casado pero «con una cara más amable».

Soria ¡Ya! y el sindicato CCOO han pedido al PSOE que se abstenga y facilite la investidura de Mañueco. Los primeros, porque creen que es lo mejor para los sorianos ante el preacuerdo programático que alcanzaba con el PP en la primera toma de contacto, y, los segundos, porque se evitaría la entrada de Vox en la Junta, algo que lo que Soria ¡Ya! también se suma y ya ha avanzado que si Vox pacta con el PP ellos se salen de la ecuación.

Si bien, el sindicato va más allá y pide que, como compensación, el PSOE presida las Cortes.

El jueves se constituyen las Cortes

Mientras el PP intenta llegar a algún acuerdo que permita la investidura de Mañueco, este jueves se constituirán las Cortes regionales y echará a andar la undécima legislatura con la toma de posesión de los procuradores de su escaño y la elección de la Mesa de las Cortes y del presidente.

PP y PSOE ya han dicho que presentarán candidato aunque sobrevuela en el ambiente la posibilidad de que sea alguien de Vox, como así ha pedido su candidato García-Gallardo para no ser menos que Cs, ante un posible pacto entre PP y Vox.