La AECC financia dos proyectos sobre leucemia en el CIC de Salamanca

Representantes de la sección salmantina visitan el centro en el Campus Unamuno para comprobar los avances en los trabajos e impulsar la “esperanza” de los pacientes y sus familias

El Centro de Investigación del Cáncer (CIC) de Salamanca.
El Centro de Investigación del Cáncer (CIC) de Salamanca.

Representantes de la Asociación Española Contra el Cáncer, que financia dos proyectos sobre leucemia en el Centro de Investigación del Cáncer, de la Usal y CSIC, visitaron este jueves el espacio, en el Campus Unamuno, para mantener una reunión con los investigadores, comprobar así los avances de sus trabajos y que esos resultados lleguen “cuanto antes” a la sociedad, además de impulsar, de paso, “la esperanza” de los pacientes y sus familias, como uno de sus grandes objetivos.

Así lo explicó hoy el presidente provincial de la AECC, Ángel Losada, durante un encuentro con los medios de comunicación que compartió con el director del CIC, Eugenio Santos, tras la reunión mantenida entre los representantes de ambas entidades.

“Estamos preparando un plan de trabajo y ya tenemos una foto con bastante detalle de cómo podemos ayudar en Salamanca, y desde Salamanca para los objetivos nacionales”, apuntaba, en declaraciones recogidas por Ical.

Según sus datos, alrededor del 35 por ciento del presupuesto de la AECC está destinado a investigación. “La esperanza para el paciente llega a través de la prevención, el diagnóstico precoz y la mejora de los tratamientos”, objetivos todos que se logran por la vía de la investigación.

Así se ha logrado durante los últimos años un incremento en el índice de supervivencia que oscila entre el 1,5 y el dos por ciento. “En eso no solo tienen que ver los recursos que aporta la sociedad sino también cómo se emplean”, matizó, tras comprobar durante la visita la “gran capacidad” que tiene el CIC para que esos resultados lleguen a sus beneficiarios, “que son los pacientes y sus familias, la sociedad en su conjunto”.

Losada reivindicó a la AECC como “el primer financiador de España que no sea público” en temas de cáncer con más de 92 millones de euros al año y más de un millar de investigadores a nivel nacional que reciben alguna de sus ayudas, incluidos más de 500 proyecto en actividad, según sus datos. “De esta reunión esperamos que salga mayor capacidad de obtención de recursos, pero también para explicar a la sociedad cuáles son los resultados. En definitiva, vamos a trabajar para ser más eficientes con los recursos de los ciudadanos”, finalizó.

Financiación pública

En Salamanca, actualmente hay más de 7.500 personas con una aportación anual comprometida. Así el presupuesto de la asociación asciende a 2,2 millones de euros, de los que el 90 por ciento procede de los ciudadanos.

Dos de los proyectos que se financian con estas aportaciones, según destacó hoy el director del CIC, Eugenio Santos, están centrados en la leucemia. Uno de ellos, impulsado por el doctor Isidro Sánchez tiene que ver con la leucemia infantil y el otro, coordinado por el doctor Alberto Orfao, versa sobre detección precoz de las mutaciones que dan lugar a leucemias en la población adulta.

Además, hay unas 15 o 20 personas en el centro con ayudas puntuales y becas en marcha con fondos de la AECC. “Es nuestro deber reconocerlo, agradecerlo y también rendir cuentas y justificar un uso adecuado de esos fondos”, manifestó Santos.

El director del Centro de Investigación del Cáncer de Salamanca quiso además incidir en que la AECC aporta más financiación incluso que las administraciones públicas, que han ido descendiendo sus aportaciones “de manera significativa” durante los últimos años.

“Un ideal sería un dos o tres por ciento del PIB y ahora creo que está por debajo del uno por ciento. Es importante que la Administración reconozca que el dinero que pone para investigación no es un gasto, sino una inversión. Debe convencerse de eso. Y es que la investigación no ofrece resultados a corto plazo, más allá de las próximas elecciones, que es lo que ven los políticos”, denunció.