La investidura de Mañueco se hace de rogar

El presidente de las Cortes, Carlos Pollán, convoca el lunes a la Mesa para elegir al Letrado Mayor como único punto en el orden del día

Carlos Pollán preside la primera reunión de la Mesa de las Cortes de la legislatura
Carlos Pollán preside la primera reunión de la Mesa de las Cortes de la legislatura FOTO: mir_ical Agencia ICAL

El presidente de las Cortes de Castilla y León, Carlos Pollán, de Vox, ha convocado para este lunes a las once de la mañana a los integrantes de la Mesa del Parlamento autonómico, el órgano de dirección, para abordar el nombramiento del Letrado Mayor de la Cámara.

Un trámite normal y habitual que se suele llevar a efecto al inicio de cada legislatura, y un cargo, vacante tras el cese de Carlos Ortega, que según el reglamento de las Cortes ostenta la dirección del personal y de todas las dependencias servicios de la Cámara.

Si bien, lo curioso de este asunto es que no es la prioridad en estos momentos en la Comunidad, teniendo en cuenta que se sigue esperando la reunión que decida finalmente cuándo se va a celebrar el Pleno de Investidura del candidato del PP, Alfonso Fernández Mañueco, como presidente de la Junta.

Y es que se esperaba que este viernes o, como muy tarde el lunes, se celebrara dicha sesión plenaria que pondría en marcha ya al Gobierno de la Comunidad, sobre todo tras el acuerdo de gobernabilidad entre PP y Vox y que además ya tienen cerrada la estructura. Todo hacía indicar que este proceso se iba a agilizar, pero nada más lejos de la realidad, ya que al quedar fuera del orden del día de este lunes, este pleno se sigue postergando para más adelante, y con ello se está consiguiendo que afloren algunas dudas sobre dicho acuerdo entre PP y Vox en cuanto a la estructura del Gobierno de la Comunidad. Aunque en Vox siempre han mantenido la máxima de que quieren ir a la investidura con todo atado y bien atado para evitar problemas.

Congreso del PP

Y es que la semana que viene, además, se avecina intensa en lo político, sobre todo para el Partido Popular, que tiene en el horizonte el Congreso Extraordinario del partido en Sevilla (1 y 2 de abril) en el que se confirmará al gallego Alberto Núñez Feijóo como presidente del PP y se dará carpetazo a la crisis más grave que ha vivido esta formación tras su refundación de la mano de José María Aznar, y que presumiblemente ha terminado con la carrera política de Pablo Casado y de su número dos, Teodoro García Egea.

Un cónclave al que Mañueco y los pesos pesados del PP de Castilla y León quieren asistir, especialmente el futuro presidente de la Junta por la amistad que le une al gallego, por lo que no sería descabellado pensar que este pleno de investidura en Castilla y León se pudiera postergar a la semana siguiente, ya que con Feijóo como líder popular.

Y es que, como muy pronto, la Mesa de las Cortes no se reuniría de nuevo hasta el martes o miércoles para esta vez sí anunciar el pleno de investidura, que no se desarrollaría hasta el viernes 1 de abril como mínimo según los plazos que establece el Reglamento.