Más medios policiales contra la violencia de género y mejores salarios en Castilla y León

Así lo reclama el Sindicato Unificado de Policía (SUP) que elige como nuevo secretario general a José Robles Campos

La delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones asiste al IX Congreso de la Federación Territorial de Castilla y León del Sindicato Unificado de Policía
La delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones asiste al IX Congreso de la Federación Territorial de Castilla y León del Sindicato Unificado de Policía FOTO: Rubén Cacho/Ical Agencia ICAL

José Robles ha sido elegido hoy nuevo secretario general del Sindicato Unificado de Policía (SUP) en Castilla y León durante el IX congreso que la Federación Territorial ha celebrado en Valladolid. La candidatura encabezada por Robles, que hasta ahora el principal responsable del sindicato en la provincia de Valladolid, fue la única que se presentó. En su lista están integrados miembros de la anterior directiva que encabezaba Jesús Vicente.

El congreso, según explicó la secretaria general del SUP a nivel nacional, Mónica Gracia, también sirvió para analizar las principales reivindicaciones del sindicato policial, que pasan, en primer lugar, por la dotación de los medios necesarios, tanto materiales como humanos, para poder desempeñar su trabajo con garantías. En este sentido, desde el sindicato, además de condenarse el crimen machista de Soria conocido hoy, se denunció que la falta de efectivos hace que, en algunas unidades de Castilla y León, los especialistas de la policía en violencia de género se vean obligados a atender a más de 50 víctimas cada uno, “repercutiendo en la efectividad policial contra este tipo delictivo y en la protección de las víctimas”. Además, el sindicato criticó que la “agonía de personal y medios” es generalizada en casi todas las Unidades de atención a la Familia y Mujer (UFAM)”.

Así, durante el congreso el SUP volvió a insistir en que se refuercen las unidades de UFAM con nuevas plazas, suavizando los “duros” criterios de acceso y utilizando las plazas destinadas a personal en segunda actividad para crear un grupo especializado en denuncias.

Por otra parte, Gracia explicó que otra de las reivindicaciones del sindicato es un incremento salarial para que el suelo de los agentes del CNP se equipare a los del resto de policías locales y autonómicas. “No queremos ser más que nadie, pero tampoco estar por debajo de las retribuciones que cobran el resto de cuerpos policiales”. Además, también defienden que se establezca como definitivo el turno de seis por seis -seis días trabajando por igual periodo descansando-, dado que de esta forma los agentes podrán tener una “jornada laboral moderna que les permitirá conciliar la vida familiar con la profesional”.

Otra de las reclamaciones del SUP tiene que ver con los procesos selectivos y la creación del Centro Universitario de Formación de la Policía Nacional que, según denunció, es un compromiso que se tendría que haber puesto en marcha en 2015.

Apoyo

El congreso contó con la presencia de la delegada del Gobierno, Virginia Barcones, que destacó el apoyo del Gobierno a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. Así, indicó que desde la llegada de Pedro Sánchez a la Presidencia el sueldo de los policías se ha incrementado un 25 por ciento, a la vez que se puesto en marcha un plan para mejorar las infraestructuras y otro para renovar la flota de vehículos.

Al mismo tiempo, Barcones también destacó que gracias un incremento de las plazas ofertas en las últimas convocatorias se está pudiendo compensar la pérdida de efectivos que se produjo en anteriores gobiernos, a la vez que cifró en más de 3.000 los agentes desplegados en la Comunidad.