Detenido el asesino de Santovenia tras más de doce horas atrincherado en su domicilio

Además ha herido de gravedad a un Guardia Civil, que se encuentra ingresado en el Clínico de Valladolid

Efectivos de la Guardia Civil en el lugar de los hechos
Efectivos de la Guardia Civil en el lugar de los hechos FOTO: NACHO GALLEGO EFE

El hombre que esta madrugada ha matado a otro en Santovenia de Pisuerga (Valladolid) se ha entregado a la guardia civil tras trece horas atrincherado en su vivienda, desde donde ha disparado en la cabeza a un agente de la Guardia Civil que intentaba negociar con él, según han informado fuentes de la Delegación del Gobierno.

El fallecido es un hombre de 45 años, conocido como Dionisio, que había recibido diferentes disparos con un arma de fuego en plena calle, durante una discusión entre dos personas. Según informó el Centro de Emergencias 1-1-2 Castilla y León, a las 1,43 horas de este viernes ya 1 de julio, se recibió una llamada de la Guardia Civil de Valladolid que solicitaba asistencia médica para un varón que se halla inconsciente tras haber sido herido con un arma de fuego en el cruce de la calle Alfredo Martín con la calle Marqués de San Felices, de Santovenia de Pisuerga, donde ya se encontraban agentes del Instituto Armado atendiendo al herido. El agresor incluso había disparado a un hijo de la víctima, pero en el último instante se le había encasquillado el arma.

El presunto autor del crimen de Santovenia de Pisuerga (Valladolid), conocido como Chiqui, había salido huyendo del lugar y se había refugiado en otra vivienda, según informan desde la Delegación del Gobierno. Tras el homicidio, que ha ocurrido en el portal del inmueble del fallecido, presunto autor ha salido huyendo del lugar y se ha refugiado en otra vivienda. Donde ha tomado un rehén por lo que la Guardia Civil ha acordonado la zona.

El hombre atrincherado ha disparado a un guardia civil que ha sido trasladado al hospital. El guardia civil ha sido herido de gravedad tras recibir un disparo en la cabeza es el teniente coronel y jefe de la Unidad Especial de Intervención, Pedro Alfonso Casado. Se encuentra en estado muy grave y está siendo intervenido en el Hospital Clínico de Valladolid.

Según señala Efe, la víctima, Dionisio de 45 años y su supuesto asesino, conocido como “Chiqui” vivían en el mismo edificio. El primero de ellos en la planta tercera y el segundo en el “bajo”. Los vecinos indican que el presunto asesino es un hombre conflictivo que ya ha protagonizado varios percances.

Encarnación Arias, la suegra del hombre fallecido aseguró que un pinchazo de ruedas generó una discusión sobre las 18.00 horas de ayer entre las mujeres de la víctima y del presunto asesino, y ya por la noche en una agresión en la que seis personas hirieron al hombre muerto y su esposa, lo que hizo que recibieran asistencia en el Hospital Clínico Universitario de Valladolid. Al regresar al domicilio se produjo el crimen, informa Ical.

La mujer, muy nerviosa, interrumpió la declaración de la delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones, para informar de lo sucedido desde Santonvenia de Pisuerga. Encarnación Arias insistió en que no había habido una pelea entre 12 personas, sino que seis habían herido a su yerno y su hija. También insistió en rechazar que se tratara de una reyerta y que hubiera rencillas previas entre ambas familias.

‘Chiqui’ y ‘Dioni’, como cuentan en su pueblo, eran dos amigos de toda la vida, que habían asistido a sus bodas y comuniones de sus hijos e hijas, pero cuya relación se había ido deteriorando con el paso de los años. Y era especialmente mala la relación que mantenían la mujer del fallecido y la actual pareja del presunto asesino.

“Las mujeres se llevaban a matar, pero no ha sido hasta que han entrado los hombres cuando realmente ha habido un muerto”, ha resumido a Efe una de las vecinas del municipio, que ha preferido no identificarse, pues ha augurado que esto “solo es el principio”, ya que teme que este fatal desenlace se resuelva con algún tipo de ajuste de cuentas.