Sociedad

¿Dónde están las mejores calles de bares de España?

Sin salir de la manzana vecinos de la zona y turistas pueden degustar las mejores tapas, un buen combinado o disfrutar de un excelente café

Dos jóvenes degustan los excelentes pinchos que ofrecen los establecimientos hosteleros de la ciudad
Dos jóvenes degustan los excelentes pinchos que ofrecen los establecimientos hosteleros de la ciudadAyto. Valladolidfreemarker.core.DefaultToExpression$EmptyStringAndSequenceAndHash@4f14a680

Los españoles se caracterizan por ser una gente a los que les gusta estar en la calle, disfrutar de una conversación en buena compañía y degustar los manjares que ofrecen su rica y variada despensa. Todos los rincones de nuestro país cuentan con una típica zona de bares, en la que sin salir de la manzana los vecinos y turistas pueden disfrutar de una excelente tapa, un gran restaurante, un buen combinado o un café.

Son muchas las calles y plazas en las que existe esta variada oferta, sobre todo en lo que a pinchos se refiere. El origen de la tapa en España se remonta al siglo XIII, al reinado de Alfonso X. Fue este monarca el que impuso que el vino no se sirviera solo en los mesones, para que no se subiera a la cabeza. Estas pequeñas porciones de comida se colocaban sobre el vaso o copa, tapando la boca de la misma y evitando así mosquitos y demás insectos. Normalmente estos bocados consistían en lonchas de jamón o cuñas de queso.

Pinchos en la Viña de Rueda
Pinchos en la Viña de RuedaLa Razónfreemarker.core.DefaultToExpression$EmptyStringAndSequenceAndHash@4f14a680

Aunque hay muchas personas que aseguran que el origen de la tapa es bien distinto. Según estos rumores, los orígenes tendrían lugar en Cádiz, durante una visita del rey Alfonso XIII. En uno de sus descansos rutinarios, el rey pidió una copa de Jerez. El viento soplaba fuerte ese día y el camarero encargado de servir la copa, temiendo que el vino se llenara de arena, colocó una loncha de jamón sobre la copa a modo de “tapa”. El rey Alfonso XIII pidió explicaciones sobre el aspecto de la copa. Tanto gustó la idea, que los siguientes vinos los pidió con la misma “tapa” para la copa.

Y en la actualidad, que está tan de moda ir de bares, las mejores calles de nuestro país son:

- Calle Ancha (León): Es el centro neurálgico del centro histórico de la capital leonesa. Atraviesa desde la Plaza de Santo Domingo hasta la Plaza de la Regla, donde se alza la majestuosa Catedral. Es un punto clave de la vida cotidiana de los leoneses y centro de tránsito de los turistas. Es una gran arteria comercial, con un elevado numero de tiendas y locales de ropa, complementos, joyerías, perfumerías, tiendas de electrónica y tiendas de recuerdos, así como una de las zonas donde existen más establecimientos hosteleros en la ciudad donde hay más bares de España.

 

- Plaza Martí y Monsó (Valladolid): A finales del siglo XVI, esta céntrica plaza vallisoletana se la conocía como calle Nueva de San Lorenzo, por ser paralela a la calle de este nombre. En 1775, después de las obras de restauración del antiguo corral de comedias que allí estaba situado, se la llamó Plazuela del Teatro. Pasando los años el teatro se convirtió en el cine Coca, nombre de su propietario, y la plaza empezó a ser conocida popularmente como la plaza del Coca. El nombre oficial actual está dedicado al pintor, dibujante y director de la Escuela de Bellas Artes de la ciudad de 1871 a 1912,nacido en Valencia pero afincado en Valladolid, Don José Martí y Monsó. Se trata de una de las calles con más "marcha" de Valladolid, y en ella se encuentra algunos de los restaurantes y bares más afamados de la ciudad como "Villa Paramesa"; donde se derrocha imaginación y creatividad por los cuatro costados. Nada más entrar, el visitante descubre un agradable y cálido ambiente donde se conjugan a la perfección, el carácter innovador que les ha caracterizado con las más grandes tradiciones propias de nuestra tierra. Un taller artesanal culinario donde disfrutar con todos los sentidos de una gran experiencia;"La Teja", un bar que ofrece una cocina tradicional y vanguardista, ofrecemos unas tapas deliciosas y diferentes; o "Monsó", Local situado en el corazón de la ciudad de Valladolid, junto a la Plaza Mayor, y en la zona turística y de ocio mas relevante de la capital, trata de un establecimiento donde poder disfrutar de una estupenda oferta gastronómica en un ambiente agradable y con una atención personalizada y profesional.

 

- Calle Van Dyck (Salamanca): Esta zona de la capital salmantina destaca por sus archiconocidos establecimientos como el "Café Chinitas" o los especialistas en montaditos como "El Minutejo" o el "Rufo´s".

- Calle de San Segundo (Ávila): Junto a la puerta de la muralla de la Catedral, o Puerta del Peso de la Harina de la capital abulense, se encuentra la calle de San Segundo, donde destacan establecimientos como "La Bodeguita de San Segundo" o "Caramel".

- Calle de San Lorenzo (Burgos): Se trata de una zona que tiene un encanto especial por ser una calle estrecha que da a la Plaza Mayor. Entre sus numerosos establecimientos destacan la "Casa Pancho", un local grande con la barra llena y las tapas y raciones escritas en tiza en la pizarra gigante de la pared. Su tapa principal son los cojonudos – un trozo de pan con huevo de codorniz, chorizo picante y pimiento rojo (también picante); o "La Lorencita", un local moderno, con tapas innovadoras y sabrosas, y un buen servicio.

 

- Calle de los Herreros (Zamora): Al lado de la Plaza Mayor de la capital zamorana se encuentra la calle de los Herreros, famosa desde siempre por sus bares de copas y cada vez más, por sus bares de pinchos, siendo los más populares el "Bar Bayadoliz" por sus bocadillos, montados y raciones; "El Lasal" por sus tapas ricas y elaboradas y una buena selección de vinos; y la "Bodega Chori" por su rico chorizo a la brasa.

- Plaza Mayor (Palencia): La "Bella Desconocida" como se conoce a la capital palentina cuenta con amplia oferta gastronómica en la zona de la Plaza Mayor, con numerosos establecimientos que ofrecen una gran variedad de tapas.

- Calle Santa Isabel (Segovia): El entorno del acueducto y la Plaza Mayor de Segovia cuenta con numerosos establecimientos, pero uno de ellos ofrece una gran variedad de tapas, no es otro que el restaurante "El Sitio", el lugar perfecto para descubrir la hostelería segoviana más genuina.

- Plaza Herradores (Soria): es una de las más populares en la capital soriana para ir de tapas y pinchos, aunque realmente se llama "Plaza Ramón Benito Aceña", que entre sus bares destaca por el "Bar Capote", por su amplia y variada oferta de montaditos.

- Calle El Laurel (Logroño): Se sitúa en pleno centro de la ciudad, cerca del Paseo del Espolón y la concatedral. Discurre paralela a Bretón de los Herreros, por donde se levantaban las antiguas murallas (hasta que fueron demolidas en 1862). Son solo 200 metros, pero son suficientes para albergar 65 bares para tomar pinchos. Algunos de sus bares más emblemáticos son "El Muro", "El Cid" o el "EntreTapas 941".

 

- Calle Navas (Granada): La capital granadina se caracteriza por ser una de las ciudades con mayor fama de tapeo, y uno de esos lugares es la céntrica calle Navas que es conocida por su amplia cantidad de bares y restaurantes, entre los que destacan "La Chicotá", el "Fogón de Galicia" o el "Entrebrasas".

- Calle Pescadería (San Sebastián): Es uno de los lugares más famosos de San Sebastián. Son muchos los restaurantes que se encuentran en esta zona, pero algunos de los más destacados por los visitantes son "El Tamboril", por sus champiñones y sus pimientos rellenos. "Txepetxa" por sus anchoas, el "Nestor", por sus codiciados pinchos de tortilla, o "El Zeruko", con una barra llena de pinchos para quien prefiera innovar.

 

- Plaza Nueva (Bilbao): Los pintxos y raciones más emblemáticos de la capital bilbaína son las de rabas, de tigres, de champiñones, de bacalao, de pimientos y los pintxos de tortilla. En la la Plaza Nueva, destacan el "Sorginzulo", entre sus especialidades están las croquetas de jamón y las brochetas de rape y langostinos o el "Gure Toki" con morcilla con txipirón, bacalo al pil-pil o sopa de Idiazabal con hongos y huevo de codorniz.

- Calle de la Barrera (A Coruña): Está considerada como la mejor calle para tapear de todo Galicia. Forma parte de la popular "Ruta de los vinos de la ciudad herculina" y es conocida por los bares y actividades de ocio que promueven los hosteleros. Se puede disfrutar de una gran oferta gastronómica en establecimientos con mucha solera como la "Tasca O Tarabelo",donde el vino se bebe en cunca de barro y se sirve acompañado de generosas tapas o restaurantes como el "Intenso", que destaca por platos creativos como la tortilla de langostinos o las setas shiitake. En esta zona también se ubican bares de tapas muy concurridos como "La Gula", el "Surrey" o "Puestos 28".

- Cava Baja y Cava Alta (Madrid): Es el lugar de referencia de la capital de España para ir de tapas. Pasear por ellas es como dar un paseo por la historia. Y nada mejor para celebrarlo que tomarse una caña y un pincho de tortilla en una de esas tabernas de nombre con solera.

 

- Calle Parlament (Barcelona): Esta vía que une el Raval con el Paral-lel es ya no sólo uno de los lugares imprescindibles de la capital catalana.. Sus locales modernos se combinan con otros de corte más clásico, y comer a gusto es posible a todas horas del día: desde el desayuno o el brunch dominical hasta el aperitivo o la cena.

No son todos los que están ni están todos los que son, pero es una gran representación de las principales calles de bares de España, que hacen disfrutar a la gente de un buen rato y ofrecen la mejor gastronomía y oferta de ocio de nuestro país.