El Barça vence a Neymar: un juzgado condena al jugador a pagar 6,7 millones de euros al club

La Justicia desestima la demanda de 43,6 millones de euros del futbolista contra la entidad azulgrana

Neymar, el día de su presentación como nuevo jugador del Barça
Neymar, el día de su presentación como nuevo jugador del Barça

El juzgado social 15 de Barcelona ha condenado a Neymar a pagar 6.796.668 euros al Barça, mientras ha desestimado la demanda del jugador contra el club de 43,6 millones de euros. El futbolista tiene margen para recurrir la resolución judicial ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña durante los próximos cinco días hábiles.

El objeto del litigio es el bonus que acordaron club y jugador por la renovación sellada en junio de 2016 aunque entró en vigor el 1 de julio, cuyo importe total era de 64,4 millones de euros, a pagar en dos plazos: 20,75 millones de euros antes del 31 de julio del 2016 y 43,65 millones de euros antes del 31 de julio de 2017. El jugador, que aterrizó en el verano de 2013 en el Barça y se marchó al PSG a principios de agosto de 2017, reclama el abono total de ese dinero ya que considera que tenía derecho a percibirlo tan solo por el hecho de haber firmado un contrato con el club, mientras el Barça sostiene que se devenga a lo largo de la vida del propio contrato.

En este sentido, el magistrado hace referencia al contenido del convenio colectivo e indica que “sí permite afirmar, como sostiene en parte el club demandado, que el importe del pacto de fichaje es a prorrata de la duración del contrato”, que tenía una duración de cinco años -hasta 2021-. Por tanto, siguiendo los criterios del convenio, el magistrado considera que “dicha prima ascendería a 12.880.000,00 € por temporada (...), con independencia de la fecha de liquidación y pago de cada uno de los plazos fijados”.

Al salir del club en agosto de 2017 para fichar por el PSG, el magistrado entiende que el jugador había adquirido el derecho a percibir la cuantía equivalente a trece meses del importe del total de la cláusula de fichaje, es decir, 13.953.332,00 €. “El club, a esa fecha, había abonado 20.750.000,00 €, por lo que el exceso ascendería a 6.796.668 €, siendo esa la cantidad máxima que el club puede exigir al jugador”, indica la resolución judicial.

El Barça ha emitido un comunicado también para expresar su “satisfacción” por la sentencia emitida esta tarde. La vista del juicio se produjo el pasado 27 de septiembre, donde el Barça reclamó 22,45 millones de euros (también pedía la devolución de los 8,5 millones de euros cobrados por el jugador como bonus por el primer contrato firmado en 2013).