Así ha sido la detención de Pablo Hasél y así han reaccionado las redes sociales

La policía ha detenido al rapero en la Universidad de Lleida envuelto entre un centenar de activistas protestando

Thumbnail

La detención del rapero Pablo Hasél se ha materializado finalmente esta mañana. Tras encerrarse desde ayer en el rectorado de la Universidad de Lleida para evitar entregarse a la policía y entrar en prisión para cumplir la condena de nueve meses, los Mossos d’Esquadra han procedido a su arresto después de que la Audiencia Nacional lo ordenara anoche. En un tuit publicado poco antes de la detención, Hasél ha recordado algunas de las frases que le han llevado a esa pena de cárcel.

Las protestas contra el encarcelamiento de Hasél se han prolongado en Cataluña durante varias semanas, con incluso incidentes graves por el centro de Barcelona hace ahora más de dos semanas. Algunos usuarios de Twitter han ido publicando vídeos de cómo se ha llevado a cabo la detención. Y, lo cierto es que el recibimiento a los Mossos d’Esquadra ha sido muy hostil, a los que varios protestantes han rociado con extintor a la entrada y han esperado escoltando al rapero para impedir el arresto.

“Muerte al Estado fascista, nunca nos callarán”, clamaba al salir preso de la Universidad de Lleida esta mañana. Desde fuera, varias organizaciones radicales anticapitalistas e independentistas habían convocado una protesta a las 7 horas de la mañana.

Para esta tarde a las 19 horas, se ha convocado otra marcha por el centro de Lleida. Las protestas contra la detención de Hasél, lejos de amainar, parece que continuarán durante varios días y pueden ocasionar graves incidentes por el perfil de activistas que suelen participar.

Pablo Hasél fue condenado en 2018 a nueve meses de prisión, seis años de inhabilitación, además de una multa de alrededor de 300.000 euros por enaltecimiento del terrorismo e injurias a la corona. Su entrada en la cárcel se debe a la reiteración de condenas. En 2014, fue sentenciado a dos años por enaltecimiento de grupos terroristas como Al-Qaeda. La Audiencia Nacional dejó en suspenso la condena. El 28 de enero de este año, el tribunal dio 10 días a Hasél para entrar en prisión, hecho que el rapero nunca aceptó.

No obstante, pese a que no aceptara la entrada en la cárcel, el rapero leridano tampoco ha amagado en ningún momento con seguir los derroteros de los políticos independentistas ni Valtonyc, que huyeron a Bélgica para evitar a la Justicia española.

Entre las frases que han conducido a la condena de Hasel, todas ellas firmadas entre 2014 y 2016 y en 64 tuits, se ensalzaba a miembros de ETA, del Grapo y se vituperaba a la Corona.