Balance de la tercera noche de altercados en Barcelona por Hasel: seis heridos y medio millón de euros en daños

Además, hubo ocho detenidos en una concentración que congregó a unas 300 personas

Imagen de los contenedores prendiendo anoche por el centro de Barcelona en las protestas de apoyo a Pablo Hasel
Imagen de los contenedores prendiendo anoche por el centro de Barcelona en las protestas de apoyo a Pablo HaselFelipe DanaAP

La tercera noche de altercados en Barcelona en protesta por el encarcelamiento de Pablo Hasel se saldó con seis heridos y ocho detenidos. La concentración, que congregó a unas 300 personas, según datos de la Guardia Urbana, arrancó en plaza Tetuan, en las inmediaciones de la conselleria de Interior, y se fue desplazando hacia el centro de la ciudad. A su paso, la columna de manifestantes fue protagonizando ataques y enfrentamientos contra los Mossos d’Esquadra y causando destrozos en la vía pública y comercios. De hecho, ya hay balance acumulado de daños en las tres noches y la cifra asciende hasta el medio millón de euros -sin contabilizar comercios-, según el teniente de Seguridad de Barcelona, Albert Batlle.

La manifestación cruzó a su paso por varias calles importantes de la ciudad, como Aragón, Girona, paseo de Sant Joan, València, Mallorca, Roger de Llúria o Bailén. En el trayecto, quemaron contenedores y motos, lanzaron objetos -desde botellas de vidrio a piedras- contra los Mossos d’Esquadra, destrozaron mobiliario urbano e, incluso, atacaron la redacción de “El Periódico”. También, como viene siendo habitual, asaltaron comercios y alguna sucursal bancaria.

En este sentido, del balance de heridos, cinco están en estado leve y otro en estado menos grave, según ha informado el Sistema d’Emergències Mèdiques (SEM). Al menos dos agentes de los Mossos d’Esquadra resultaron heridos.

Lo cierto es que la Generalitat reforzó anoche el dispositivo de los Mossos d’Esquadra tras las dos anteriores noches en que los agentes quedaron, en ocasiones, desbordados, como ocurrió en la comisaría de Vic, donde permanecieron durante casi una hora rodeados por manifestantes que trataron de asaltar el local. Y las quejas dentro del cuerpo policial se han ido intensificando ya que acusan al Govern de tibieza para contrarrestar las protestas.

Por ejemplo, la conselleria de Interior, según denuncian agentes policiales, se negó a reclutar a efectivos que estuvieran de libranza pese a que algunos se ofrecieron voluntarios para trabajar ante el estallido social contra el encarcelamiento de Hasel, que ha derivado en una tempestad en las calles.

¿Quiénes son los autores?

Las detenciones que han realizando los Mossos d’Esquadra han permitido ir haciéndose una idea del perfil de los manifestantes. “Son gente que está entre nosotros. Salen de la propia sociedad barcelonesa y de la propia sociedad catalana. Este es un tema que como país debemos analizar y saber cuáles son sus causas”, ha asegurado esta mañana Batlle en “Rac1″. “Son exactamente los mismos que los protagonizaron en el otoño de 2019, no tengo ninguna duda”, y ha sostenido que también existe un efecto mimético por el que otras personas se suman a estos grupos.

Las ocho detenciones de anoche, que se produjeron principalmente por desórdenes públicos, atentado contra la autoridad y daños, se suman a las 12 que se produjeron 24 horas antes, en la segunda noche de disturbios. En global, en Cataluña, el miércoles se realizaron 33 arrestos. Las protestas se han ido organizando por diferentes ciudades catalanas desde el martes, aunque anoche solo tuvieron lugar en Barcelona y Sabadell.