Cataluña

¿Qué se come en el mejor restaurante de España y el tercero del mundo?

Restaurante barcelonés cien por cien vanguardista, recoge y eleva el legado creativo de El Bulli de la mano de Mateu Casañas, Oriol Castro y Eduard Xatruch

El chef Eduard Xatruch, cofundador del restaurante Disfrutar junto con Mateu Casañas y Oriol Castro
El chef Eduard Xatruch, cofundador del restaurante Disfrutar junto con Mateu Casañas y Oriol Castro FOTO: Marta Pérez EFE

Disfrutar (Barcelona) se ha convertido en el tercer mejor restaurante del mundo solo por detrás del danés Geranium -un restaurante cien por cien vegetal de Copenhague- y el peruano Central, según la nueva lista The World’s 50 Best 2022 de los mejores locales del planeta. Un salto de dos puestos, del quinto al tercero respecto al año anterior, que le permite ocupar el último escalón del pódium y codearse cara a cara con los mejores.

Un reconocimiento a nivel internacional para los herederos de El Bulli, discípulos de excepción de Ferran Adrià y su mágico local de Cala Montjoi que en 2014 decidieron emprender su aventura en solitario con un restaurante en el centro de Barcelona, en la calle Villarroel y a un paso del Hospital Clínic.

Comandado por Mateu Casañas, Oriol Castro y Eduard Xatruch -los tres fueron jefes de cocina de El Bulli- se trata de un restaurante de cocina cien por cien vanguardista, con una oferta gastronómica creativa que gira en torno a dos menús degustación -el de grandes clásicos y el de temporada- de 235 euros con maridaje aparte. La organización de la lista The World’s 50 Best 2022 remarca en su veredicto que se trata de un restaurante “ingenioso, divertido, experimental y tremendamente delicioso”.

Algunas de las recetas que han sorprendido al jurado son son la piel de anguila con espardeñas, las burbujas sólidas de mantequilla ahumada con caviar o el lichi con rosas a la ginebra.

En Disfrutar también destacan las innovadoras técnicas que llevan a cabo como la esferificación multicolor con la que han conseguido los llamados “huevos de oro”. Y entre sus clásicos están las ya populares olivas esferificadas, el “aperitivo” de alta cocina más conocido de la carta y también protagonistas en la gilda, el pesto multiesférico con pistachos y ánguila o unos peculiares macarrones a la carbonara.

Su propuesta bebe siempre de la cocina mediterránea, con recetas reinventadas como un original langostino en su jugo y capuchino de “suquet”, un homenaje al plato marinero catalán por excelencia que los pescadores comían en las barcas. O, en el apartado de postres, los pimientos de chocolate, aceite y sal.

Ahora, Mateu Casañas, Oriol Castro y Eduard Xatruch han abierto un nuevo local en Barcelona, Compartir, más económico que Disfrutar y que lleva a la capital catalana el legado del restaurante que los tres abrieron en Cadaqués, el primero tras la aventura de El Bulli.