Denuncian que Oltra traslade a bebés en acogida a un centro de “menas” en malas condiciones

El cierre del centro de Penyeta Roja supone el traslado de los pequeños en situación de desamparo al centro Verge del Lledó, donde se encuentran menores extranjeros no acompañados. El PP critica el cambio porque son niños con “una problemática muy diferente”

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Begoña Carrasco, lamenta que Mónica Oltra haya anunciado el cierre del centro de acogida Penyeta Roja "sin que nada se haya sabido del acondicionamiento de estas instalaciones"
La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Begoña Carrasco, lamenta que Mónica Oltra haya anunciado el cierre del centro de acogida Penyeta Roja "sin que nada se haya sabido del acondicionamiento de estas instalaciones"

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Begoña Carrasco, ha mostrado este martes su preocupación por los recortes de la Conselleria de Políticas Inclusivas, que dirige Mónica Oltra, en materia de política de menores y que va a suponer el cierre del centro de acogida de Penyeta Roja, trasladando a los menores en situación de desamparo al centro Verge del Lledó, “el cual no reúne las condiciones idóneas para ser atendidos de la mejor manera”, señala. Además, ha recordado que estas instalaciones ya alojan a los menores extranjeros no acompañados -conocidos como “menas”-, cuya problemática es distinta y, por tanto, la popular duda de que el servicio prestado pueda ser el óptimo para ambos casos, con particularidades tan diferentes.

En este sentido “y ante la gravedad que supone esta decisión de la Conselleria, que cuenta con el beneplácito de la Diputación y del propio Ayuntamiento”, la portavoz de los populares ha anunciado la solicitud para llevar a cabo una visita al centro Verge del Lledó y comprobar de primera mano el estado de las instalaciones y, concretamente, de las dependencias habilitadas para el alojamiento de bebés y menores en situación de desamparo. ”Se han aventurado a dar la fecha del 1 de abril de 2020 - tal y como anunció la vicepresidenta de la Diputación y concejala del Ayuntamiento, Patricia Puerta, para efectuar el cierre del centro de acogida de Penyeta Roja y el correspondiente realojo de los bebés, sin que nada se haya sabido del acondicionamiento de estas instalaciones, algo que debería haberse previsto con suficiente antelación ante tan delicada problemática”.

Además, Carrasco añade que ya han registrado una pregunta concreta en Les Corts –dentro de toda una batería de interpelaciones a Mónica Oltra- para conocer cuándo fue la última vez que el centro Verge del lledó, ubicado en la avenida Hermanos Bou de Castellón, fue objeto de una actuación de mejora de las instalaciones, dada la antigüedad de las mismas.

Nos parece muy grave que no se haya pensado primero en las condiciones que requieren los menores de acogida para garantizar su bienestar, más cuando estamos hablando de bebés, que van a tener que convivir con otros menores tutelados por la Generalitat que presentan una problemática muy diferente. Desde luego nos genera muchas dudas el hecho de que compartan el mismo espacio menores con particularidades tan diferentes”, ha señalado la edil popular.

Para Carrasco esta es una muestra más de la política de recortes de la Generalitat, que acaba afectando al empeoramiento de la calidad asistencial que reciben los menores tutelados. “Una política del tijeretazo que en la ciudad e Castellón se traduce con el cierre de infraestructuras, despido de personal -no olvidemos que 10 trabajadoras del centro de acogida Penyeta Roja van a ser despedidas con el cierre-, y nula inversión autonómica en la capital, pues la deuda de la Generalitat con el Ayuntamiento ya supera los 3 millones de euros”.