Detenido un menor que conducía el coche de su padre tras una persecución policial

El joven realizó varias maniobras peligrosas y circulaba sin las luces reglamentarias

Cádiz.-Sucesos.- Cinco detenidos en una operación de la Policía Nacional contra el tráfico de drogas en Cádiz capital
El joven huyó tras recibir el alto policial FOTO: POLICÍA NACIONAL

Un menor que conducía un coche, propiedad de su padre, ha sido detenido tras una persecución policial iniciada en el municipio alicantino de Redován y que concluyó en la entrada a Orihuela (Alicante), según un comunicado del ayuntamiento de la primera localidad.

El suceso, del que se ha informado este lunes, ocurrió el pasado sábado, cuando el menor huyó, junto a un acompañante, en el vehículo hacia Orihuela por la CV-91, después de que los agentes le dieran el alto por realizar supuestas “maniobras peligrosas” en la Plaza de la Paz de la localidad redovanense, al parecer sin las luces reglamentarias, relata la nota de prensa.

Entonces comenzó una persecución policial por varias calles de Redován, en el transcurso de la cual el conductor se saltó varios cruces y señales de ‘stop’ de manera temeraria, además de llevar a cabo diversas maniobras de colisión contra el coche de la policía.

Continuó su marcha por la CV-91 en dirección a Orihuela donde, a la entrada de la ciudad -en la zona de Los Huertos-, una patrulla de la Policía Local oriolana trató de cortarle el paso.

En ese momento, el acompañante del menor, que no ha podido ser identificado, se apeó del vehículo y huyó.

Tras un forcejeo con un agente del cuerpo de Redován, que accedió por la puerta del acompañante para su detención, el menor bajó del coche y siguió su fuga a pie, iniciándose una nueva persecución a la que se sumó la Policía Nacional.

El joven fue finalmente alcanzado por tres agentes en el interior del recinto de Los Huertos, donde se le detuvo por un presunto delito contra la seguridad vial. El vehículo, propiedad del padre del menor, fue trasladado al depósito municipal de Callosa de Segura.