La Generalitat abre una inspección a la residencia de Pilar de la Horadada tras confirmarse 67 positivos

Oltra anuncia la elaboración de una instrucción para los centros de mayores confinados

La residencia de Pilar de la Horadada (Alicante), afectada por un brote de covid con 67 mayores y 13 trabajadores contagiados, será objeto de informes y se someterá a la actuación de la inspección de la Conselleria de Políticas Inclusivas para determinar los motivos de la alta incidencia del virus.

La vicepresidenta y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, ha afirmado durante una visita al Centre de Dia Multidisciplinar Cuidiscap de València que la residencia de Pilar de la Horadada “ya está intervenida por Sanidad” al estar en situación de vigilancia al presentar un número de contagios superior a la media.

Oltra ha señalado que la mayoría de los contagiados en esa residencia son asintomáticos y se está aplicando el protocolo en su fase 0 de aislamiento para evitar la propagación del virus.

La vicepresidenta del Consell ha avanzado que se está trabajando en la elaboración de una serie de instrucciones en los casos de confinamiento de residencias en las que se definirá el trabajo terapéutico con las personas aisladas, ya que el aislamiento en personas mayores y dependientes tiene impactos en la estabilidad emocional, psíquica y física.

No obstante, ha señalado que el aislamiento no tiene por qué suponer que los mayores estén solos en sus habitaciones, sino que no tienen que entrar en contacto con otras personas de riesgo. En las residencias se tiene que aplicar los protocolos covid a rajatabla y eso se refleja en las resoluciones dictadas por el Gobierno valenciano relativas a que el personal trabajador tiene que llevar el traje de protección siempre y mantener la distancia personal cuando sea posible, ya que en estos centros la atención a los mayores requiere de un mayor contacto al tratarse de personas con movilidad reducida y con la salud deteriorada, lo que implica que pueda haber fallos de seguridad.

Oltra ha destacado que, en la primera fase de la pandemia, la Comunitat Valenciana fue de las menos afectadas de España en contagios y muertes de residentes.

Preguntada por las residencias de Vila-real (Castellón), la de Sant Llorenç, que tiene una sanción impuesta y está pendiente de cierre, Oltra ha informado de que se está preparando la gestión de la dependencia en cuanto a plazas para dar una alternativa.