Ford Almussafes confirma que producirá el motor para las Transit Connect

La factoría anuncia que invertirá diez millones de dólares y garantiza su producción hasta 2024

Ford ha confirmado a los sindicatos que la planta de motores de Valencia, ubicada en el polígono industrial Juan Carlos I de Almussafes, va a producir el motor 2.0L GDI, una versión adicional del motor Duratec que se montan en las Transit Connect que se exportan a Norte América.

Según fuentes de la compañía, la producción de la Transit Connect en Valencia para Norte América se extiende hasta 2024. Adicionalmente, Ford invertirá 10 millones de dólares para producir esta nueva versión de motor que comparte la misma arquitectura que el motor 2.0L GTDI, fabricado en la actualidad en la planta de motores de Valencia.

Esta noticia, según el sindicato UGT, “no es una solución definitiva para el futuro de la fábrica, pero es una buena noticia porque el aumento de la producción a partir de septiembre de 2021 dará estabilidad a la planta de motores y mantendrá la carga de trabajo al menos hasta finales de 2023”.

En un comunicado interno, el sindicato también informa de que la dirección de la empresa mantendrá la producción de la Transit norteamericana en Valencia hasta finales de 2023 -extremo igualmente confirmado a EFE por Ford-.

Una asignación que “permite ganar tiempo y sitúa la planta de Valencia como referencia si finalmente Ford decide fabricar motores híbridos en Europa”.

A juicio de UGT, “la asignación de este motor tiene que ser la puerta de entrada de otras asignaciones mayores, porque ese es el único camino para que podamos seguir encontrándonos con la dirección en la senda de la negociación, aún en los momentos más complicados”.