Conexus propone convertir el eje Madrid-Comunitat Valenciana en un corredor verde

Un estudio del IVIE demuestra la enorme relevancia de la relación entre estas dos autonomías

En el centro, el presidente de la Fundación Conexus, Manuel Broseta

El presidente de la Fundación Conexus, Manuel Broseta, ha propuesto hoy durante la presentación del estudio “La intensidad de las relaciones socioeconómicas entre la Comunitat Valenciana y la Comunidad de Madrid”, convertir este eje en el primer corredor verde e innovador de Europa.

“Este proyecto conlleva desde la ampliación y digitalización del Puerto de Valencia, hasta un sistema de plataformas de almacenamiento e intercambio de mercancías en la propia A-3, que sea accesible, que esté perfectamente conectado, y que sea ecológico y digitalizado”, ha propuesto Broseta.

Sería el primer proyecto territorial europeo íntegro de estas características, sujeto a actuaciones público-privadas y que contemplará cuestiones como las energías verdes, la movilidad verde, la economía circular, las comunidades solares y las telecomunicaciones.

La Fundación Conexus solicitó la colaboración del Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (lvie) para analizar las relaciones entre la Comunidad de Madrid y la Comunitat Valenciana en la vertiente socioeconómica, para así cuantificar y valorar la intensidad de las conexiones entre ambas.

El estudio constata que “el eje Madrid-Comunitat Valenciana es vital y necesario para el desarrollo de España”, pues el Puerto de Valencia es el Puerto de Madrid, la Comunitat es la salida natural al mar y la mayor zona industrial y turística cercana a Madri,; sin olvidar los intensos intercambios comerciales entre ambas.

Según muestra el estudio, y como ha explicado su director Joaquín Maudos, Madrid es la primera región de origen y de destino de las compras y ventas de bienes y servicios de las empresas de la Comunitat Valenciana, al concentrar el 35,6 % de las compras y el 33,1 % de las ventas al resto de regiones españolas.

La relación también es muy intensa en términos de intercambios de mercancías, ya que Madrid es la segunda región en la que se venden más productos valencianos (12,7 % del total, solo por detrás del 18,7 % de Cataluña) y la tercera en la que la Comunitat más compras realiza (12,3 %, por detrás del 24,6 % de Cataluña y el 17 % de Murcia).

Por su parte, la Comunitat Valenciana es la cuarta región a la que se dirigen las ventas madrileñas (11,7 %) y la quinta en la que Madrid más compras realiza (6,3 %).

Sobre el transporte de mercancías entre las dos regiones, el 30 % del tráfico de mercancías entre las dos regiones se realiza por ferrocarril, lo que supone multiplicar por seis la cuota que tiene a nivel de España. La importancia de este corredor está estrechamente ligada a la existencia del Puerto de Valencia.

En lo que respecta al transporte por carretera, el corredor Madrid-Comunitat Valenciana también figura entre los principales flujos interregionales, ya que el 12,2 % de las mercancías que entran a la Comunitat Valenciana desde otras regiones llega de Madrid, exactamente el mismo porcentaje de bienes que entran en la capital procedentes de la Comunitat. Valenciana.

En cuanto al transporte aéreo, Madrid es el segundo destino del tráfico de mercancías que se transportan desde el aeropuerto de València (23,1 % del total), mientras que el aeropuerto de Valencia es el cuarto destino de las mercancías procedentes del aeropuerto de Madrid, con el 3,6% del total.

Por otra parte, el informe también analiza las participaciones accionariales entre empresas de ambas comunidades. Los inversores de la Comunidad de Madrid son los principales accionistas de las empresas valencianas y representan el 47 % del capital procedente de otras comunidades autónomas. A su vez, los inversores valencianos son los principales accionistas en empresas madrileñas, con el 30% del capital procedente de otras regiones.