Clases a tres grados: cuando el protocolo covid se aplica en medio de una ola de frío

El CSIF recuerda que solicitó en octubre instalar purificadores de aire en todas las clases

El temporal que afecta a la mayor parte de la Comunitat ha propiciado la suspensión de las clases en 33 municipios
El temporal que afecta a la mayor parte de la Comunitat ha propiciado la suspensión de las clases en 33 municipiosNatxo FrancesEFE

El sindicato CSIF ha denunciado que la temperatura media de las aulas rondan los diez grados debido al frío y a la falta de previsión de Conselleria de Educación. Incluso en algunos centros de comarcas de interior han registrado temperaturas de entre tres y siete grados.

La central sindical lleva desde octubre reclamando a la Administración que instale filtros HEPA en todas las aulas para depurar el aire. Sin embargo, desde la Generalitat únicamente se comprometió a adquirir 8.000 aparatos para aquellos espacios que se habían convertido en aulas como medida extraordinaria para desdoblar algún grupo. De estos, se anunció la semana pasada la llegada de 1.000 aparatos.

Ante esta situación, CSIF advierte de que las instrucciones transmitidas hoy por Conselleria de mantener encendida todo el día la calefacción en los centros y abrir las ventanas de manera intermitente “suponen un parche mal puesto para atajar la situación de frío y adoptar las medidas de precaución ante la pandemia”. Además, recuerda que no hay calefacción en todos los lugares habilitados como clases.

El sindicato recuerda que el Real Decreto 486/1997 de prevención de riesgos laborales establece que en los centros de trabajo las temperaturas no pueden superar los 27 grados ni estar por debajo de los 17. La central sindical explica que tanto el viernes como hoy numerosos centros educativos han tenido aulas con temperaturas alrededor de los diez grados.

CSIF, que denunció la desprotección del personal al Instituto Valenciano de Seguridad y Salud en el Trabajo (Invassat) el pasado viernes, insiste en que la situación que se está produciendo durante estos días de frío agrava la inseguridad de alumnado y colectivo docente.

El sindicato recuerda que Conselleria no ha hecho test PCR a los profesionales a la vuelta de Navidad, a pesar de insistir en esta medida CSIF, y que únicamente les ha dotado de una mascarilla FFP2 para todo el curso, por lo que deja a centros y docentes la responsabilidad de adquirir mascarillas para su protección diaria en sus puestos de trabajo.