Puig levantará el cierre perimetral de la Comunitat Valenciana antes del 9 de mayo

La región avanza en la desescalada: se permiten las reuniones de dos núcleos familiares y mesas de seis personas en la hostelería

El presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, y la consellera de Sanidad, Ana Barceló
El presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, y la consellera de Sanidad, Ana BarcelóBiel AliñoEFE

Si la situación se mantiene como hasta ahora, la Comunitat Valenciana levantará su cierre perimetral antes de que finalice el estado de alarma, el próximo 9 de mayo, una medida que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ya ha avanzado que no va a prorrogar.

Así lo ha anunciado esta mañana el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, quien ha explicado que se mantienen vigentes la mayoría de las restricciones actuales.

El 4 de mayo el Gobierno valenciano mantendrá una nueva reunión y, si los datos actuales se mantienen, la Comunitat Valenciana levantará el cierre perimetral.

En su opinión, es “razonable” que el 9 de mayo pueda suspender el estado de alarma, y ha defendido que existen “instrumentos legales potentes para continuar gestionando la pandemia” y poder adoptar medidas restrictivas si fueran necesarias, como ya se hizo antes de que se aplicara esta figura en el ámbito nacional.

Puig ha defendido que existe una “arquitectura normativa” que ya permitió con anterioridad adoptar medidas en la Comunitat Valenciana y que han sido respaldadas siempre por el Tribunal Superior de Justicia valenciano.

Por tanto, ha explicado que, cuando decaiga el estado de alarma, si hay que adoptar restricciones en la Comunitat Valenciana, se volverá a la ley de Salud Pública y se planteará el aval de la justicia, aunque la intención es que esa medidas sean “lo menos necesarias posibles”, siempre con “la máxima prudencia”.

Por su parte, la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, ha asegurado este jueves que decir ahora lo que se tiene que hacer de aquí a un mes le parece “aventurado”, tras ser preguntada por el fin del Estado de Alarma el próximo 9 de mayo y si se sería partidaria de prorrogar los cierres perimetrales.

”Si algo hemos tenido que aprender, es que no se pueden hacer planes a largo plazo y decir ahora lo que se tiene que hacer de aquí a un mes”, puesto que, según ha añadido, “este virus es muy traidor y cuando no viene una cepa nueva, la incidencia vuelve a subir”.

Tras una reunión con el alcalde de Oliva, David González, Oltra ha explicado que cree que las decisiones del Gobierno y del Ministerio de Sanidad, en materia de restricciones, deben estar “consensuadas y coordinadas” con las comunidades autónomas.

Asimismo, la vicepresidenta del Consell ha sostenido que “cada 24 horas cambia el panorama” y que, por ello, no es capaz de decir lo que pasará dentro de un mes.

Consultada por las herramientas jurídicas del Consell cuando acabe el Estado de Alarma, ha subrayado que si bien para algunas cuestiones sí que tendrán competencias, como los horarios de los comercios o el aforo en los espectáculos, “en otras como la movilidad entre comunidades o la movilidad nocturna no las tendrán “si no hay un paraguas legal desde el Gobierno”.

Por ello, ha recalcado: “Cada decisión que se tome, creo que tiene que estar consensuada con las comunidades sobre la base de cómo estemos en ese momento”.