El PPCV va aclarándose

Tras la colaboración de Génova, Mazón ha de ponerse el mono de faena para agrupar a toda la hueste popular

El delegado de La Razón en la Comunitat Valenciana, Iñaki Zaragüeta
El delegado de La Razón en la Comunitat Valenciana, Iñaki ZaragüetaLa Razón

Las cosas van aclarándose en PPCV, en el que el secretario general, Teodoro García Egea, ha superado el reto principal para la renovación pretendida, la aceptación y retirada de la carrera hacia la Presidencia regional de Isabel Bonig, en beneficio de Carlos Mazón, actual titular de la Diputación de Alicante, para quien el camino queda más expedito.

Ahora, queda pendiente el segundo paso para alcanzar el «pleno ». Convencer de las bondades de la lista única al otro candidato anunciado, José Vicente Anaya, alcalde Ayora, quien según mi amigo Rogelio, cederá para facilitar la calma en las aguas del PP, ya que las posibilidades de victoria van reduciéndose a ritmo acelerado. «Al echar la vista atrás, comprobará cada vez más extenso el campo de la soledad en cuanto a apoyos se trata».

Mazón, por su parte, va a tener que ponerse el mono de faena para agrupar a las huestes. Ha contado y seguirá contando con la colaboración de la calle Génova, pero él está en el terreno de juego y ha de entusiasmar a la organización. El primer paso es el de la formación de una Ejecutiva que satisfaga a todas esas sensibilidades que debe unificar. En ese sentido, ya ha sorprendido con la designación de María José Catalá como secretaría general de su proyecto, nombramiento que, según mi amigo, lejos de debilitarla, la ratifica como candidata a la Alcaldía de Valencia.

A la espera: la manifestación de Mazón anunciando su candidatura y el asunto «Paco Camps», que merece otro gallinero aparte. Así es la vida.