Estafa con las “uvas de la suerte”, un hombre se lleva a Manchester 45 toneladas haciéndose pasar por un comercial

La Guardia Civil investiga a un individuo que dejó sin pagar 50.000 euros a un agricultor del Vinalopó

Investigan la estafa de 45 toneladas de uva con denominación de origen protegida en Medio Vinalopó
Investigan la estafa de 45 toneladas de uva con denominación de origen protegida en Medio Vinalopó FOTO: OPC OPC

La Guardia Civil de Alicante ha investigado a un hombre en Lleida acusado de sustraer 45 toneladas de uva con denominación de origen del Vinalopó a un agricultor tras hacerse pasar por agente comercial y a una empresa que transportó la mercancía a Manchester, todo por un importe de casi 50.000 euros que nunca abonó.

Las investigaciones se iniciaron el pasado mes de agosto por el Equipo contra Robos en el Campo (ROCA) de la Guardia Civil de Ibi, tras recibir la denuncia por estafa de un productor de uva con denominación de origen protegida que cultivaba varios viñedos en las localidades de Monforte del Cid y Novelda, en la comarca alicantina del Medio Vinalopó.

El presunto autor de la estafa contactó con el agricultor a través de Internet para ofrecerle la adquisición de 45 toneladas de uvas -que serían exportadas por la empresa para la que supuestamente trabajaba el comercial al Reino Unido para su posterior venta al público- y abonar por ellas 41.000 euros, si bien el productor entregó la uva y nunca cobró el dinero.

El supuesto comercial contrató también en una oficina de Torrevieja (Alicante) los servicios de una empresa de transporte de mercancías a nivel internacional para enviar el producto, que trasladó las 45 toneladas de uva a Manchester con un coste de 8.400 euros, que el comercial tampoco llegó a abonar nunca.

Para ocultar su verdadera autoría, el estafador empleaba la identidad de dos hombres para los que se suponía que trabajaba: el titular de una mercantil con sede en Sagunto (Valencia) y un ciudadano rumano que se suponía que recibiría la mercancía para su distribución en el extranjero, si bien ambos eran ajenos a lo que estaba ocurriendo.

Las averiguaciones del equipo ROCA de la Guardia Civil de Ibi, en las que han colaborado la Guardia Civil de Sagunto y de Lleida, además de las autoridades de Rumanía y Europol, han permitido imputar dos delitos de estafa y uno de falsedad documental a un hombre de 51 años, de nacionalidad española y residente en Lleida.

Las diligencias han sido puestas a disposición del Juzgado de Instrucción de Novelda y el investigado se encuentra en libertad con cargos a la espera de la celebración del juicio, según han informado este jueves fuentes de la Guardia Civil.