Seda se presenta como la alternativa a Sgae

La nueva entidad de gestión de derechos solicita al Ministerio de Cultura que le concedan la licencia para operar en España antes de que termine este mes “para acabar con el monopolio” de Sgae

Ante la crisis permanente en que está sumida la Sgae, se presenta una alternativa. La Sociedad Española de Derechos de Autor (SEDA) aseguran que han presentado su candidatura a CISAC, la entidad internacional que agrupa a las sociedades de gestión de derechos con fecha del 22 de abril, según un comunicado de SEDA. Asimismo, la nueva sociedad española entregó la documentación al Ministerio de Cultura a finales del año pasado, y posteriormente en febrero con las subsanaciones requeridas para operar como entidad.

Tras estudiar y analizar la documentación presentada por SEDA (sobre estatutos y repartos, por ejemplo) CISAC contestó a la entidad española con una carta a la que ha tenido acceso este periódico señalando que “se ha discutido la membresía provisional por parte de SEDA y se ha decidido aprobar su propuesta sujeta a la concesión de licencia de SEDA por el Ministerio de Cultura español para operar como entidad de gestión de derechos”. En esa carta, firmada por el director general de CISAC se dice explícitamente que “la admisión de SEDA como miembro provisional tendrá efecto tan pronto como la licencia del Ministerio de Cultura español se conceda”.

En otra carta fechada el 3 de junio, CISAC respondía a SEDA que “siguiendo una directriz de la Asamblea General, la Junta ha obtenido el mandato de aprobar las solicitudes pendientes si se cumplen los requisitos para convertirse en miembro provisional de CISAC. Esto significa que la solicitud de SEDA podría ser aprobada por la Junta Directiva antes de la Asamblea General de 2021 si se cumplen los requisitos”.

Mientras, en la Asamblea General del 28 de mayo de 2020, la CISAC aprobó renovar la exclusión temporal durante un año de Sgae y reclamar medidas al Consejo de Administración de la entidad española “para que se pueda ajustar, revisar o levantar la sanción, en caso de que la Sgae esté en condiciones de demostrar, antes de que finalice el período de exclusión, que ha tomado las medidas necesarias para cumplir con los requisitos de la CISAC para su readmisión”.

Así, desde la nueva entidad apremian al Gobierno a que acepte su solicitud ya que, si los interesados en cambiar de entidad de gestión de derechos no comunican a la SGAE la retirada de su repertorio antes del 30 de junio, “estos quedarían irremediablemente abocados a permanecer en ella hasta el 2022 o bien a tener que ceder la gestión de sus derechos a entidades extranjeras”, según señalan desde SEDA. El pasado 29 de mayo, durante la comparecencia parlamentaria del Ministro José Manuel Rodríguez Uribes ante la Comisión de Cultura, la diputada Mar García Puig planteó que, “dentro de la legalidad, se agilicen los tramites de la solicitud de SEDA para poder operar como entidad de gestión colectiva”.

La nueva entidad asegura que sus Estatutos “cumplen los requisitos legales y están debidamente adaptados a la Ley de Propiedad Intelectual y a las Directivas del Parlamento Europeo relativas a la gestión colectiva de los derechos de autor y que además tienen capacidad para operar en la gestión de los derechos que se le encomienden tanto en España como en el extranjero”.

Este nuevo operador asegura que ofrece una necesaria alternativa a los titulares de derechos de obras musicales terminando con la posición monopolística existente en el sector. “Es nuestro deber comunicar que el próximo 30 de junio de 2020 finaliza el plazo para que los socios de la única entidad de gestión colectiva sobre derechos de autor de obras musicales puedan comunicar la revocación de su contrato de gestión y poder abandonar la entidad el 1 de enero de 2021. De no hacerlo antes de esa fecha, quedarán abocados a permanecer en ella hasta enero de 2022. Por eso es importante que los autores y sus herederos, los editores y en general todos los titulares de derechos sobre obras musicales, sepan que existe una alternativa a la gestión colectiva de sus derechos que les permitirá evitar los perjuicios que actualmente vienen padeciendo”, señalan en un comunicado.