Muere Rosa María Sardá a los 78 años

La actriz, con una importante carrera en cine, teatro y televisión, padecía cáncer

Thumbnail

El cine español está de luto. La actriz Rosa María Sardá ha muerto hoy a los 78 años, según ha anunciado la Academia del Cine, víctima de un cáncer. Nacida en Barcelona el 30 de julio de 1941, se inició en el teatro a los 10 años. Debutó con 24 años en la obra “Cena de matrimonios”, pero su primer papel protagonista llegó en 1969 con la obra “Knack”, dirigida por Ventura Pons, un director a cuya cerrara estuvo ligada. Recientemente había publicado su primer libro, “Un incidente sin importancia”, en el que recuerda a sus abuelos, cómicos antes de la Guerra Civil, y cómo era la convivencia en Cataluña en aquella época, en el que rescataba recuerdos de una infancia que no fue fácil pero en la que nunca faltaron ni el calor ni la sonrisa de la familia la sonrisa y

Tenía Sardá una manera de decir que la hacía particular y única, diferente y le daban un toque distinto. Irónica, divertida, se convirtió en un rostro habitual tanto en cine como en televisión, sin olvidar su paso por los escenarios teatrales, donde deja un importante legado incluso en la dirección escénica.

La conocida intérprete ganó dos premios goya como Mejor Actriz de Reparto, por “Sin vergüenza” y “¿Por qué lo llaman amor cuando quieren decir sexo?”. En el año 2010 recibió la Medalla de Oro de la Academia.

Actriz polifacética, de cine, teatro y televisión, tanto cómica como dramática, ha trabajado además como presentadora, directora teatral y productora.

Comenzó en los años setenta en el teatro, medio que le abrió las puertas a una larga carrera cinematográfica en la que trabajó para destacados cineastas de la industria española.Ganadora de dos Goya como Mejor Actriz de Reparto por “Sin vergüenza” y “¿Por qué le llaman amor cuando quieren decir sexo?”; un Fotogramas de Plata por la obra teatral “Wit” por la que también recibió el Ercilla de Teatro a la mejor actriz; un premio a la mejor actriz de teatro de la Unión de Actores por ‘La casa de Bernada Alba’, o más recientemente el Max de Honor que recogió en mayo de 2015, son solo algunos de los muchos reconocimientos que la actriz ha recibido a lo largo de su carrera artística.

Ha interpretado destacados papeles en “Sopa de pollastre amb oli” y “Rosa i Mari”, que la consagraron como actriz en Barcelona. En Madrid también actuó en “Esperando a Godot”, de Samuel Becket, o “Madre Coraje y sus hijos” (1986), de Bertold Brecht.

Entre 1970 y 1975 colaboró como primera actriz en los espectáculos de “La Trinca”, grupo compuesto por tres actores cómicos, uno de ellos, Mainat, fue su marido.

En televisión, trabajó primero presentando en catalán “Festa amb Rosa María Sardá” y “Las noches de la tía Rosa”, en clave de humor, hasta que en 1984 presentó en TVE “Ahí te quiero ver”, por el que obtuvo el premio a la mejor presentadora del año, espacio que tuvo una segunda etapa en 1986.

Éxito en televisión

También trabajó para televisión en “Moros y cristianos”, “La niña de tus ojos”, “Anita no pierde el tren”, “A mi madre le gustan las mujeres”, “Caricias o Rivales”. Y gracias a su destacada interpretación como cómica presentó con éxito programas como “Vídeos de primera” y “Ahí te quiero ver”, además de protagonizar la serie “Abuela de verano”. Para los canales autonómicos, presentó el exitoso concurso de vídeos domésticos “Olé tus vídeos”.

Volvió al teatro para dirigir en 1989 su primera obra, “¡Ai, carai!”, de Josep María Benet.

Rosa Sardá actuó en películas como “Ratita, ratita”(1990); “El anónimo”; “¿Lo sabe el Ministro?”; y “Un submarino en los manteles” (1991). También la vimos en “La fiebre del oro” (1993), película de Gonzalo Herralde; en “Allegre ma non tropo”(1994) de Fernando Colomo; “El cianuro, ¿solo o con leche?” y “¿Por qué lo llaman amor cuando quieren decir sexo?”, de Manuel Gómez Pereira, película por la que ganó el Goya a la mejor actriz de reparto 1994En 1996 estrena la obra “El visitante”, como directora.

Se convirtió en un rostro habitual de la pantalla. Nuevamente a las órdenes de Fernando Colomo actuó en “El efecto mariposa”(1995); en “Suspiros de España y Portugal”, de José Luis García Sánchez; en “Una pareja de tres” y en “Mas que amor frenesí”."Airbag" (1997), de Juanma Bajo Ulloa; “Siempre hay un camino a la derecha” (1997), de José Luis Sánchez, y en tres películas de Ventura Pons: “Actrices” (1997), “Caricias” (1998) y “Amigo/Amado” (1999), fueron algunas de sus siguientes interpretaciones. Otros títulos fueron, “Mátame mucho”(1998), “La niña de tus ojos”(1998), de Trueba, y “Todo sobre mi madre”(1999), de Almodóvar.En 2000 regresó al teatro con “Olors”, dirigida por Mario Gas. Rodó junto a Jose Coronado y María Barranco, “Anita no pierde el tren”. También hizo una colaboración en la taquillera “Torrente 2. Misión en Marbella”, de Santiago Segura. A las órdenes de Joaquín Oristrell rodó en 2001 “Sin vergüenza”, película por la que gana el Goya a la Mejor Actriz de Reparto y el de la Unión de Actores, 2002.

Camaleón en escena

Su filmografía continúa con mi “A madre le gustan las mujeres”(2002), “El embrujo de Sanghai” de Fernando Trueba, “El viaje de Carol”(2002), de Imanol Uribe; “Dos tipos duros” y “Deseos” de Gerardo Vera y en 2003 coprotagonizó “Te doy mis ojos”, de Iciar Bollaín.

Actriz camaleónica también condujo las galas de los premios Goya (1994, 1999, 2002 y 2010, esta última junto a Buenafuente), a las que supo imprimir su marchamo personal. Por su interpretación de Poncia recibió el premio de la Unión de Actores a la Mejor actriz de Teatro. En los últimos años la vimos en “Chuecatown” (2007), “Rivales” (2008), “La vida empieza hoy” (2010), “Maktub” (2011) y “Rey gitano” (2015).

En julio de este último año, la actriz, a pesar de su delicado estado de salud, terminó el rodaje de “Ocho apellidos catalanes”, la segunda parte de “Ocho apellidos vascos” de Emilio Martínez-Lázaro.

Es la hermana mayor del periodista Javier Sardá y estuvo casada con Josep María Mainat, del grupo “La Trinca”, padre de su hijo Pol.