El Teatro de la Zarzuela se hace una “Paquita Salas”

El coliseo estrena a partir de mañana una delirante web serie de seis capítulos que se puede ver en "streaming", dirigida por Daniel Bianco y escrita por Enrique Viana y con grandes voces de la lírica

Partamos de la base de que tanto el tenor Enrique Viana como el director del Teatro de la Zarzuela no son demasiado aficionados a las series. Pero que la pandemia y el confinamiento, que dejaron un tanto tocado al segundo, le hicieron pensar en la posibilidad de un nuevo proyecto en que se involucrara el coliseo. Daniel Bianco pasó durante los días más aciagos del coronavirus a ver un arco importante de series que abarcaban desde The Crown (que le dejó fascinado con su puesta en escena) a “Paquita Salas”. “Arriesgar de otra manera me motiva. Soy una cabeza que piensa mucho”, comenta. De no verlas pasó a no querer que se acabaran los capítulos.

Y así fue como surgió en la testa de este incansable argentino la idea de rodar una miniserie de seis capítulos que hoy arranca con una duración cada uno de 18 minutos. “Durante este tiempo hemos superado el millón de visitas y hemos entrado en las casas de la gente con nuestras charlas, con los deseos que han grabado más de 130 artistas. Hemos hecho de todo. Y hemos viajado también a América. El “streaming” no es el teatro, pero sí una manera de acercarlo al público”, explica. La web serie está pensada, según sus dos padres, para verla en el móvil allá donde cada uno esté.

Un traje a medida

Y así surgió “Zarzuela en abierto o Cantar en tiempo revueltos”, dirigida por Bianco y con guión de Viana, quien, en palabras del primero, “trabaja como un sastre que es capaz de hacerte el traje a medida que quieres, y eso es lo que ha hecho”. Si “El dúo de la africana” es una zarzuela que se desarrolla dentro de un teatro, por qué no una serie también en el interior de la Zarzuela. “Hemos contado con cantantes líricos en carrera y con nombre. El texto se desarrolla dentro del momento actual, pero no nombra la pandemia, está presente aunque de una manera desenfadada y cómoda, un poco estrambótica y estrafalaria”, adelanta. Y arranca con la llegada al teatro del delegado de riesgos laborales. Y a partir de ahí se monta todo. Hay diez personajes fijos, desde la sastra al jefe de maquinaria pasando por el jefe de producción o el utilero. Soy un devoto del humor del absurdo y aquí hay surrealismo puro”, asegura Viana.

El director del teatro le contó su idea él la dio forma. En cada uno de los capítulos estará presente la zarzuela porque se canta. Para la soprano María José Suárez, una habitual de la casa, escribió el papel de La que no está pensando en la madre de “Embrujada”, Endora, aquella serie de los sesenta que a Viana le encantaba. Y es que no está, pero está siempre. Ya lo verán.

Esta fábula de la burocracia, de los que piensan que saben y en realidad no saben absolutamente nada de nada, tiene un personaje central, que ese ese delegado más perdido que un pulpo en un garaje a quien da vida otro de los nombres de referencia en el género, Jesús Castejón, a quien definen como “el super protagonista”. Ese hombre que llega para revisar y controlar y desconoce, por ejemplo, lo que es el foso. Piensa que está lleno de cocodrilos..., o se hace cruces cuando le explican que en el peine puede haber un telón.

Voces de primera

Damián del Castillo, Ruth Iniesta, María José Montiel, Emilio Sánchez, Sabina Puértolas, Rocío Pérez, María Rodríguez, Alejandro del Cerro, entre otros, son algunos de los grandes que cantan fragmentos de zarzuela. “He invitado a quienes vivían o estaban en estos momentos en Madrid, pues empezamos a prepararlo cuando aún no se podía viajar”, sostiene Bianco. Y así han llegado a ser 31 entre voces y pianistas.

El rodaje se ha desarrollado durante cuatro días con jornadas de doce horas en las que todo el teatro literalmente se ha volcado. “El set de rodaje han sido el patio de butacas y el escenario”, cuenta Bianco orgulloso. Después de cuatro meses sin poder cantar los artistas tenían el corazón a flor de piel. Y es que tiene su complicación, dicen a dos voces Viana y Bianco: “Es una historia para el público no aficionado, ese que habitualmente no escucha zarzuela y que gracias a esta iniciativa puede entrar, y si le gusta, quedarse”, señala Viana, quien añade que “lo que hacemos es ayudar a vivir, y vivir es una tarea muy complicada. Los políticos no saben o no quieren saber que la cultura es lo más rentable que puede haber, pues por lo que se le dedica da unos réditos pantagruélicos. Hay que ofrecer cultura, que es una riqueza que se atesora”.

Con razón, la tía abuela de Viana decía que “lo mejor de la cultura es que no se hereda. Es tu capital y tu tesoro”. Para el director del teatro “lo más complicado para que el público entre son los prejuicios que arrastra el género. No entiendo que haya gente que se ponga en contra por sistema cuando se trata de actualizar y adaptar, pues estamos hablando de libretos hechos con materiales del siglo pasado”.

A las 8 en punto de mañana
El Teatro de la Zarzuela presentará mañana el primero de los seis capítulos de la web serie, que se emitirán además los días 9, 10, 13, 14 y 15 de julio siempre a la misma hora, las 8 de la tarde simultáneamente en Youtube, Facebook y a través de la página web de teatro. Ya no falta nada para ver el hilarante argumento de “Zarzuela en abierto o Cantar en tiempos revueltos”.