Los Rolling Stones reeditan el clásico “Goats Head Soup” con tres canciones inéditas

"Criss Cross" acaba de ser publicado y la caja de la reedición del álbum de 1973 incluye un tema junto a Jimmy Page

The Rolling Stones
The Rolling StonesAubrey Powell

El clásico de los Rolling Stones de 1973 “Goats Head Soup” aparecerá reeditado el 4 de septiembre en múltiples formatos, incluyendo una caja con 4 CDs y una caja de 4 vinilos con un tesoro oculto en forma de material inédito de estudio y de directo. Los diferentes formatos incluyen 10 temas extra con versiones alternativas, descartes y tres temas inéditos. Tras la publicación de “Living in a Ghost Town”, llega el segundo tema nuevo en ocho años, “Criss Cross”.

Entre las novedades, se incluye la desconocida “Scarlet”, con la guitarra de Jimmy Page y un tercer tema recientemente desvelado, “All The Rage”. La textura solapada de las guitarras de “Scarlet” hacen que resulte tan contagiosa y atrevida como cualquier otra obra de esta época sagrada. Además de Jimmy Page como invitado junto a Mick y Keith, aparece Rick Grech de Blind Faith, al bajo. El disco “bonus” de material inédito, además, aporta nueva luz a temas como “100 Years Ago” y “Hide Your Love”, con más mezclas inéditas de aclamado productor Glyn Johns.

La caja también incluye “Brussels Affair”, el álbum en directo de 15 temas grabado en Bélgica en el otoño de 1973 tras la edición del disco. Este disco solo ha estado disponible en las series de grabaciones “pirata” oficiales de 2012. Además, el CD y las cajas ofrecen los 10 temas del álbum original junto con los videos de “Dancing With Mr. D”, “Silver Train” y “Angie”. Un libreto exclusivo de 100 páginas con material fotográfico, ensayos de los escritores Ian McCann, Nick Kent y Daryl Easlea y reproducciones de tres posters de gira de 1973.

“Goats Head Soup”, su undécimo álbum de estudio, grabado en Jamaica, Los Ángeles y Londres y la última colaboración con el productor Jimmy Miller, salió a rebufo del seminal doble álbum de los Stones en 1972, “Exile On Main St.” El repertorio fue liderado por el single que se convirtió en una de sus baladas más exaltadas, la siempre elegante “Angie”, terminada por Mick Jagger y Keith Richards durante una estancia de composición en Suiza.