Pilar Miró no se olvida

El Festival de Málaga recuerda la figura de la directora con la recuperación de "El perro del hortelano", Biznaga a la Película de Oro, y la presentación de un libro sobre su figura, "La máscara y la ternura"

Carmelo Gómez y Emma Suárez en "El perro del hortelano" (1996)
Carmelo Gómez y Emma Suárez en "El perro del hortelano" (1996)LR La Razón

La pasión por el verso y la singularidad de la directora española Pilar Miró reviven en el Festival de Málaga de la mano de “El perro del hortelano” (1996), título que ha recibido en esta edición del certamen la biznaga a la Película de Oro. Entrega, y posterior proyección de la película, a la que ha asistido el hijo de Pilar, Gonzalo Miró, además de los actores Carmelo Gómez y Fernando Conde.

Gonzalo Miró ha asegurado que su madre “no entendía por qué los ingleses explotaban mucho sus clásicos y los españoles no lo hacíamos”, por lo que estaba “muy ilusionada” por adaptar esta obra de Lope de Vega a la gran pantalla, ya que era una “apasionada del verso y de la literatura”.

La película, que contaba además con las interpretaciones de Emma Suárez y Ana Duato, tuvo muchas complicaciones en su rodaje, ya que hubo problemas con los pagos a los actores, aunque según Gonzalo, su madre insistió mucho en llevarla adelante y no se esperaba la buena acogida que tuvo.

Carmelo Gómez, protagonista de la película, ha admitido que no concebía que el verso se pudiera hacer en cine, porque a su juicio primaba la imagen, por lo que tuvo que luchar consigo mismo para resolver ese “dilema”. Emocionado, el actor ha manifestado la admiración que profesa por la realizadora y ha asegurado que siempre que se sube a un escenario se acuerda de ella y la invoca, además de asegurar que es un “referente total y absoluto” que significó “mucho” en la vida y en la carrera del actor.

Fernando Conde ha detallado que en primer lugar hizo la audición para el papel de Fabio, aunque finalmente interpretó a Tristán, el criado de la condesa Diana, tras las dudas iniciales de Miró, que le advirtió de que "no la cagara".

Tras este coloquio y la entrega de la biznaga por parte del director del festival, Juan Antonio Vigar, al hijo de Pilar Miró, se ha presentado un libro sobre la figura de la directora española titulado “La máscara y la ternura” coordinado por Carlos Heredero, quien ha dicho que Miró siempre tuvo una “máscara de dureza y de distancia” y al mismo tiempo de “una ternura conmovedora” y que defendió sus ideas “en un mundo de hombres”, lo que “abrió caminos a muchas mujeres”. Por su parte, los autores del libro, Josetxo Cerdán y Fernando Lara, han coincidido en destacar la figura recordada y la importancia que tuvo tanto en la historia como en la cultura del país.