Plácido Domingo regresa a España: “Será emocionante cantarle a mi gente”

El tenor vuelve a los escenarios de su país con dos eventos nuevos en su agenda: actuará en Madrid y Marbella

Plácido Domingo, al final de un concierto en Szeged, Hungría
Plácido Domingo, al final de un concierto en Szeged, Hungría

Hacía tiempo que a España le faltaba algo. Sus escenarios echaban de menos a una de sus mejores voces, que ha estado recorriendo el mundo hasta ahora. Por fin vuelve a la escena de nuestro país la voz y el arte de Plácido Domingo, tal y como el tenor avanzó el 21 de enero con motivo de su 80 cumpleaños. Habiendo arrasado recientemente en el gran Teatro Bolshói de Moscú, el director regresa a España con dos conciertos para el verano.

La primera cita será en Madrid y no se hará de rogar: el 9 de junio, en el Auditorio Nacional de Madrid, Domingo se reencontrará con su público español a través de una gala benéfica. Se trata de un evento organizado por la Fundación Excelentia, a favor de “Cruz Roja Responde”, un proyecto dirigido por Josep Caballé Domenech y creado para ayudar a las personas más vulnerables afectadas por la pandemia.

Junto al tenor, también figurarán voces como la de María José Siri, Jorge de León, Virginia Tola, Nicholas Brownlee, Marina Monzó y Pablo Sainz Villegas. Así, el proyecto solidario concebido y querido por Domingo, inicia su nuevo tour por sus tierras. “Estoy feliz de que este concierto benéfico se pueda realizar”, señala el tenor en un comunicado de la gala, “la música nos une y se funde en el corazón del proyecto solidario ‘Cuz Roja Responde’, que nació hace más de un año para reducir el impacto de la pandemia en toda la población, y especialmente para los más vulnerables de nuestro país”.

“Agradezco de corazón a todos los artistas que se han sumado y que se siguen sumando con entusiasmo a esta iniciativa, la Orquesta Clásica Santa Cecilia que nos acompañará y la Fundación Excelentia por hacer posible este evento. Para mí será una gran emoción cantarle a mi gente”, añadió el compositor.

Plácido Domingo durante su actuación en la reapertura de La Scala en Milán FOTO: Brescia e Amisano Brescia e Amisano

De Madrid a Marbella

A esta cita benéfica se le suma otra que también promete mostrar al tenor en su mayor esplendor: el 18 de agosto, Domingo protagonizará una de las tardes de verano del Starlite de Marbella, una gran fiesta musical en su honor donde también está invitada Ainhoa Arteta, la soprano española más internacional.

El festival promete un “encuentro mágico para el público” confirmando “el memorable regreso de Plácido Domingo, el máximo exponente operístico de todas las épocas, que visitará de nuevo este escenario”, afirman en un comunicado.

El artista ha participado recientemente en el Teatro Bolshói de Moscú, donde ha interpretado grandes papeles de dos grandes óperas de Verdi. El 15 y 18 de abril dio vida al Marqués de Posa en “Don Carlo”, obra que consiguió vender la totalidad de entradas del espacio ruso. Asimismo, el 6 y 9 de mayo volvió a conquistar al público moscovita, esta vez con “La Traviata”, en la que dio vida a Giorgio Germont.

Ahora, con la dirección del Réquiem de Verdi en el Teatro Municipal de Piacenza que realizará el próximo 16 de mayo, se suman estos dos nuevos eventos a su agenda. Así como pronto habrá nuevas fechas en España y nuevos eventos internacionales para el gran artista. Por tanto, el artista, a su edad y aún habiendo sufrido una polémica internacional por acusaciones, no para de trabajar.

Impecable y sin descanso

En agosto de 2019, una serie de acusaciones por abuso sexual, en su mayoría anónimas, estuvieron a punto de acabar con su brillante carrera. Si bien estas demandas no se llegaron a probar, sí causaron un revuelo alrededor del tenor, quien aceptó “toda la responsabilidad” de sus acciones tras reflexionar y pidió perdón “por el dolor causado”. Si bien Domingo en un principio negó las acusaciones, tras un tiempo indicó que entendía “que algunas mujeres pueden haber temido expresarse de forma honesta por la preocupación de que sus carreras se verían afectadas negativamente”. Añadió que “si bien esa nunca fue mi intención, nadie debe sentirse de esa manera”.

Ante esto, su trayectoria profesional dejó de tambalearse y volvió a resurgir de lo que parecían ser cenizas, con un Domingo igual de implacable e impecable en la voz e, incluso, más aplaudido por parte de su público. No cesa en su afán de deleitar al público con su voz, así como se mantiene firme en uno de sus lemas: “Si descanso, me oxido”.