Cine

Crítica de «Miss Marx»: Predicar con el ejemplo (o no) ★★★☆☆

Fotograma de "Miss Marx"
Fotograma de "Miss Marx"FrameFrame
Dirección y guión: Susanna Nicchiarelli. Intérpretes: Romola Garai, Patrick Kennedy, Felicity Montagu, Karina Fernández, Oliver Chris. Italia-Bélgica, 2020. Duración: 107 minutos. Drama.

En el epicentro de «Miss Marx», Eleanor Marx le recrimina a su marido que, como ocurrió con su padre, nunca le ha hecho feliz. La escena es tan convincente que la damos por cierta, cuando, en realidad, pertenece a una representación de «Casa de muñecas», de Henrik Ibsen. Nora, encarcelada en la jaula de oro del patriarcado, decide emanciparse, huir hacia un destino incierto, algo que no hace, paradójicamente, la hija pequeña de Karl Marx, que se ha convertido en heredera y portavoz de su pensamiento revolucionario, en sufragista convencida y luchadora por la igualdad, cuando es incapaz de liberarse de la relación tóxica que mantiene con un escritor caradura.

La película de Susanna Nichiarelli abunda en esos juegos de espejo, a veces fructíferos, a veces más caprichosos, como las versiones punk que pretenden contemporaneizar una historia que ya de por sí resuena en nuestras conciencias. Las razones del corazón no conocen de ideologías, algo que el film pone de relieve de modo harto inteligente. ¿Es posible vivir predicando lo contrario de lo que haces?.

Lo mejor
Las contradicciones de Eleanor están bien contadas y pueden resonar en el actual feminismo
Lo peor
Los arrebatos de música punk en la banda sonora resultan un tanto postizos