MENÚ
sábado 15 diciembre 2018
11:24
Actualizado

La poeta uruguaya Ida Vitale, ganadora del Premio Cervantes 2018

  • Fotografía de archivo fechada el 6 de junio de 2018 que muestra a la poeta uruguaya Ida Vitale mientras lee un poema durante el Festival Internacional de Poesía, en Buenos Aires. EFE/Marina Guillén/Archivo
    Fotografía de archivo fechada el 6 de junio de 2018 que muestra a la poeta uruguaya Ida Vitale mientras lee un poema durante el Festival Internacional de Poesía, en Buenos Aires. EFE/Marina Guillén/Archivo
Madrid.

Tiempo de lectura 4 min.

15 de noviembre de 2018. 14:30h

Comentada
larazon.es.  Madrid. 15/11/2018

La poeta Ida Vitale ha ganado el Premio Cervantes 2018, según el fallo del jurado hecho público hoy por el ministro de Cultura y Deporte, José Guirao.

Así lo ha anunciado el ministro de Cultura y Deporte, José Guirao, en un acto celebrado en la Secretaría de Estado de Cultura. El Cervantes, considerado el Premio Nobel de las letras castellanas, galardonó el pasado año al escritor nicaragüense Sergio Ramírez.

El 23 de abril de 2019, día en que se conmemora la muerte de Cervantes, Vitale recibirá este galardón durante una ceremonia que habitualmente tiene lugar en la Universidad de Alcalá de Henares y que está presidida por los Reyes Felipe y Letizia como monarcas.

En esta edición, el jurado ha estado presidido por la escritora y académica de la RAE, Carme Riera, y ha contado con la presencia, entre otros, del ganador del año pasado, el escritor Sergio Ramírez, así como de Eduardo Mendoza, ganador en 2016.

El palmarés de los últimos años se completa con los nombres de Fernando del Paso (2015), Juan Goytisolo (2014), Elena Poniatowska (2013), José Manuel Caballero Bonald (2012) y Nicanor Parra (2011), entre otros.

Considerada integrante de la Generación del 45 con otros escritores uruguayos como Juan Carlos Onetti, Carlos Maggi o Idea Vilariño, es la cuarta generación de emigrantes italianos en Uruguay, donde se formó en una familia culta y cosmopolita. Su descubrimiento de dos poetas uruguayas de entresiglos, Delmira Agustini y, en especial, un espíritu afín, María Eugenia Vaz Ferreira, así como de Gabriela Mistral la inclinó a la poesía lírica, aunque sus dos grandes referentes fueron José Bergamín, su profesor en Montevideo, y Juan Ramón Jiménez, a quien también conoció en persona.

Estudió Humanidades en Uruguay y ejerció la profesión docente. En 1950 se casó con el crítico literario Ángel Rama y tuvo dos hijos, Amparo y el economista Claudio, nacidos en 1951 y 1954 respectivamente. Se separó de su primer marido y colaboró en el semanario Marcha; entre 1962 y 1964 dirigió la página literaria del diario uruguayo Época. Fue codirectora de la revista Clinamen e integró la dirección de la revista Maldoror.

Empujada por la dictadura, se exilió a México en 1974 y, tras conocer a Octavio Paz, este la introdujo en el comité asesor de la revista Vuelta. Amplió su obra cultivando el ensayo y la crítica literaria y tradujo libros para el Fondo de Cultura Económica; impartió conferencias y lecturas, participó en jurados y colaboró en numerosos diarios.

Volvió a Uruguay en 1984, y dirigió la página cultural del semanario Jaque. Desde 1989 vive en Austin (Texas) junto a su segundo marido, el también poeta Enrique Fierro, y viaja muy esporádicamente a Montevideo. Fue nombrada doctora honoris causa por la Universidad de la República en 2010. Lee y traduce particularmente del francés y del italiano, y entre los autores de sus versiones se cuenta a Simone de Beauvoir, Benjamin Péret, Gaston Bachelard, Jacques Lafaye, Jules Supervielle, Jean Lacouture Mario Praz y Luigi Pirandello.

Inscrita en la tradición de las vanguardias históricas latinoamericanas, su poesía indaga en la alquimia del lenguaje y establece un encuentro entre una exacerbada percepción sensorial de raíz simbolista, siempre atenta al mundo natural, y la cristalización conceptual en su perfil más preciso.

Últimas noticias