MENÚ
sábado 25 mayo 2019
23:21
Actualizado

El banco del teatro

Luis Álvarez, Santiago Segura y José Mota presentan la primera entidad financiera destinada exclusivamente al mundo del espectáculo.

  • Imagen de la situación actual de la antigua estación del Norte, sobre la que se levantará el nuevo teatro
    Imagen de la situación actual de la antigua estación del Norte, sobre la que se levantará el nuevo teatro

Tiempo de lectura 4 min.

29 de noviembre de 2016. 02:39h

Comentada
Julián Herrero 28/11/2016

Muhammad Yunus es el nombre que lleva años resonando en la cabeza de Luis Álvarez. El Grameen Bank que el bangladesí abrió en 1983 es el concepto en el que se ha inspirado el emprendedor español para su último proyecto: On Bank. Partiendo de su frase, «los pobres pueden no tener crédito, pero si credibilidad», Yunus desarrolló una institución capaz de otorgar microcréditos a las clases más desfavorecidas sin pedir una garantía. 27 dólares que a modo de pequeño incentivo servirían para generar un dinero que con el tiempo regresaría al banco y ayudaría a la población rural. Aquel «banco para los pobres» le valió al líder social para hacerse con el Premio Nobel de la Paz en 2006 y ahora le sirve a Álvarez de espejo para construir el «banco para el teatro».

El talento como aval

«Se enciende una entidad que iluminará el sector y el primer banco destinado a financiar el mundo del espectáculo, donde el talento es el único aval», expuso ayer Luis Álvarez junto a Santiago Segura, otra de las cabezas del proyecto –más José Mota–. Con esa idea en mente, el trío se ha marcado el objetivo de levantar «un centenar de espectáculos en los próximos diez años» financiados con 10 millones de euros. Un banco –que tendrá su sede en la estación de Príncipe Pío– «sin ánimo de lucro en el que los beneficios se reinvierten», reconocían durante la rueda de prensa. Un «negocio social» inspirado en el que ideó Yusun en los ochenta y que ahora buscan dar un nuevo punto de vista con su incursión en la cultura y, en particular, en el teatro.

«El proyecto nace con vocación de ser parte vital en la industria del entretenimiento en España. Por eso es un proyecto “Non for profit”. Todo el beneficio que se obtenga de las producciones se reinvertirá automáticamente en futuros montajes culturales, artísticos, y en el lanzamiento de nuevos talentos. Este proyecto es posible gracias a las entidades que, con su entusiasmo y con su amor por el arte, contribuyen y ayudan a que On Bank sea una realidad», presentan sus impulsores. Más allá de ser un mero vehículo de financiación, Luis Álvarez comentó que también tienen pensado que la organización sirva de ayuda para todas aquellas personas que posean una idea y no los medios.

Por su parte, Santiago Segura se mostraba muy identificado con el proyecto por cómo inició su carrera cinematográfica, recordando cómo él mismo tuvo que recurrir a sus «amiguetes» de facultad para juntar el dinero necesario en sus primeros cortometrajes. Ahora se pone del lado de los bancos, «que pueden ser un invento del diablo, o no, depende de la manera en la que se usen pueden ser terribles o maravillosos», puntualizaba el director. Y en mente tienen que esta ocasión On Bank será algo «milagroso», cerraba.

Príncipe Pío ya tiene el «ok»

Junto a la presentación, la otra noticia de la mañana de ayer en Madrid fue la confirmación del «ok» a las obras previas a la reapertura de la parte de la antigua estación del Norte. Aunque esta vez en forma de un proyecto multisala –de conciertos y de teatros– que se llamará Gran Teatro Príncipe Pío Bankia, confirmó Luis Álvarez. Además, el centro se completará con la inauguración de la primera escuela de Fama fuera de EE UU, un complejo hostelero y diferentes experiencias VIP para acudir a las sala «de una forma diferente». Así se completaría la segunda fase de remodelación de la estación después de que se abriera el centro comercial hace ya más de diez años.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs