Los motivos por los que Messi ha contestado tan duramente a Abidal en el Barcelona

El delantero argentino respondió al director deportivo, que dijo que los jugadores no trabajan

Spain Primera Division - Barcelona vs Levante
Messi.Espa Photo Agency/CSM via ZUMA W/ Europa Press

El vestuario del Barcelona se quema después de que Messi censurara públicamente ayer en Instagram las declaraciones de Abidal, director deportivo azulgrana, en una entrevista en el «Sport» en la que acusaba a algunos futbolistas de no trabajar lo suficiente en la etapa de Ernesto Valverde.

Según la COPE, Messi está harto de que le responsabilicen de todo lo que ocurre en el y además, él no quería la destitución de Valverde. Y se siente engañado porque en verano le dijeron que no traerían a Griezmann para fichar a Neymar cuando ya estaba todo cerrado con el delantero francés.

Abidal ha dicho: «Miraba los partidos y no miraba el resultado sino cómo se jugaba, la táctica y el trabajo de los jugadores que no jugaban mucho. Me fijo en esos detalles. Muchos jugadores no estaban satisfechos ni trabajaban mucho», decía Abidal.

Messi instagram
Messi instagram

Unas afirmaciones que hicieron perder la paciencia a Messi, líder del vestuario e icono culé, que no se pudo resistir y respondió al francés en las redes sociales sin importarle la repercusión que, evidentemente, iban a tener sus palabras. «Sinceramente no me gusta hacer estas cosas, pero cada uno debe ser responsable de sus tareas y hacerse cargo de sus decisiones. Los jugadores, de lo que pasa en la cancha y, además, somos los primeros en reconocer cuando no estuvimos bien. Los responsables del área de la dirección deportiva también deben asumir sus responsabilidades y hacerse cargo de las decisiones que toman. Por último, creo que cuando se habla de jugadores, habría que dar nombres, porque si no se nos está ensuciando a todos y alimentando cosas que se dicen y no son ciertas».

¡Boom! El jefe del vestuario le lanzaba un torpedo a uno de los máximos responsables del área deportiva del club, que ayer por la mañana creía que su mayor preocupación sería buscar un sustituto de urgencia para Dembélé. Un asunto importante que quedó eclipsado unas horas después por el enfrentamiento entre los futbolistas y la directiva, personificado en el cruce de mensajes entre Leo Messi y Eric Abidal.

Hay nervios entre bambalinas en el FC Barcelona y en estos casos es complicado que el reflejo no se haga público. Aseguraba el «AS» que estos últimos días hubo un enfrentamiento entre dos pesos pesados del vestuario que estuvo cerca de llegar a mayores. Un episodio más de la situación de guerra abierta que se vive en el Camp Nou y con la que le va a tocar lidiar a Quique Setién, sin experiencia como técnico en equipos grandes y que no se caracteriza precisamente por ser diplomático.

Ya estuvo cerca de enfadar a los futbolistas cuando aseguró después de ganar 1-0 al Granada que, o no se había explicado bien, o los jugadores no habían entendido lo que quería de ellos sobre el campo. Una frase que sonó a reproche un poco prematuro. En Mestalla, las cámaras de «Cuatro» recogieron cómo los titulares del Barcelona no hicieron el tradicional corrillo nada más terminar el calentamiento previo al encuentro. Se ve cómo Messi pasa de largo cuando el resto de compañeros van a unirse y hacer la piña.

Ahora está por ver qué decisión toma Josep Maria Bartomeu y si Abidal se mantiene en su cargo tras el encontronazo con el capitán.